BLOG DE

martes, 31 de agosto de 2010

SOBRE LA TEORÍA DEL AZAR (Y LA TEORÍA DEL CAOS)




El origen de la vida en los mamíferos, según los ontobiólogos, empieza con la competencia esquizofrénica de millones de espermatozoides tratando de germinar un óvulo. Esta competencia es de por sí insana, forzada y azarosa. Ninguna investigación científica ha determinado (acertado) en el espermatozoide “ideal” (¿qué es lo ideal?), el que logra, en situaciones naturales y normales, vencer los obstáculos (acidez, alergenos, poca motilidad, etc., etc.). Determinar cual será el espermatozoide fecundador es un asunto de lance de dados al modo de Verlaine, salvo en los casos de inseminación artificial en que la fertilización ocurre de manera asistida y vía la manipulación genética, se desarrolla de manera programática; pero ni aún en estos casos el nonato se salva del sortilegio genético (los científicos continúan mapeando el ADN para separar a las enfermedades genéticas, deformaciones y “otros”, y lograr un “producto” correcto, las preclaras ideas del superhombre nietzscheano).
Es el azar el que mueve los hilos de la vida en la Tierra y, al parecer, también en el espacio, probablemente es cómo ocurrió el Big Bang o el aparecimiento del carbono y la vida en un mundo muerto como debió haber sido el nuestro. Siguiendo a Paul Davies (el mismo que habla no de una evolución sostenida sino de avances abruptos y saltos de desarrollo), sabemos que las probabilidades para la generación de vida en una molécula minúscula de ARN replicante como dicen que surgió la vida es de 1 frente a 10 elevado a las 200,000, o sea, imposible. Las reacciones químicas en una célula cualquiera pueden llegar a tener más de dos mil enzimas y pueden realizar más de mil reacciones químicas a la vez. Explicar la vida desde una posible teoría de la probabilidad es aceptar un golpe de suerte.


Y el azar, también y con excepciones a la regla, es el que determina la “realización” de las personas. Entendiendo por “realización” cualquier disquisición filosófica o cualquier retruécano teórico sobre el “bienestar” (cada vez entiendo más que la “realización” es un psicosocial capitalista con el único fin de tener el control sobre la fuerza laboral (los esclavos que sostienen el orden aparente) dando algún tipo de incentivo de carácter idealista, mensajitos al subconsciente, sutiles psicosociales, razones del mercado, penetración capitalista, ustedes entienden). Sobre el azar, alguna vez Pascal se refirió a la teoría de la probabilidad que se usó mucho en los juegos (la idea de que alguna vez nos toca “ganar”) y en las matemáticas, pero el razonamiento original de Pascal estaba referido a la existencia (o no) de dios: “"La razón es que, aun cuando la probabilidad de la existencia de Dios fuera extremadamente pequeña, tal pequeñez sería compensada por la gran ganancia que se obtendría, o sea, la gloria eterna." Y establecía cuatro supuestos para seguir afirmando la existencia divina: Primero, puedes creer en Dios; si existe, entonces irás al cielo. Segundo, puedes no creer en Dios; si no existe, entonces no ganarás nada. Tercero, puedes no creer en Dios; si no existe, entonces tampoco ganarás nada. Cuarto, Puedes no creer en Dios; si existe, entonces no irás al cielo.
Este pensamiento que premia el creer ciegamente tuvo, siglos después, un opositor de polendas. Richar Dawkins (recomiendo “El Gen Egoísta” donde se trata sobre los servomecanismos biológicos y la supremacía de ciertas especies) quien afirma que dios podría castigar la creencia ciega y más bien podría premiar el intento de razonar honestamente así este caiga en la negación divina. Pero, quiero apuntar, que, si uno no cree en nada, ni en dios ni en ganar ningún cielo ni infierno, entonces lo que logra es su libertad; quizás este punto sea el único que nos permita alcanzar algún tipo de “felicidad”.


La ciencia, siempre tratando de cubrir sus vacíos, ha generado una especie herramienta cientista que busca poner algún tipo de orden a los “comportamientos caóticos” que no pueden predecirse o que rompen las reglas. A este nuevo instrumento, desde 1970, lo ha llamado “Teoría del caos” o teoría de las estructuras disipativas y tuvo en el físico norteamericano Mitchell Feigenbaum a su principal ariete (otros hablan del químico belga Llya Prigogine) quien construyó unas constantes establecidas para organismos, sistemas y otros que tienden al caos y se llamó “números de Feigenbaum”, hoy usado en la geometría fractal y en la teoría de catástrofes (planteado en 1968 por el francés René Tom. Hoy en desuso por su tendencia al equívoco. Pregunta ¿Acaso el equívoco no puede plantearse también como una teoría?).

Ergo, este asunto del azar, las teorías de las probabilidades (“ordenadas” a través de las estadísticas) encuentran una superteorización cuando de enfrentar a la metafísica se trata (y viceversa cuando los religiosos tomistas quieren justificar a un dios controlador de todos los procesos en la tierra). Quizás, también, en asuntos más humanos o domésticos nos veamos más dispuestos a observar cómo el azar envuelve la vida diaria y cómo nos arrastra a destinos inimaginados, sirviendo de catapulta o de pala de enterrador.


Con mucho optimismo artístico y con temas mundanos (es aquí justamente donde la ciencia pierde terreno y predicción), podemos decir, por ejemplo, qué determina que una mucama se convierta en top model como ocurrió con Cindy Crawford. O que un barfly como Robert Plant sea fichado por Led Zepellin. O que un borrachiento como Bukowski, que garrapateaba versos escatológicos, acabe alcanzando el reconocimiento de tirios y troyanos. O que un pintor esquizofrénico como Van Gogh sea reconocido aunque después de muerto. O que otro pintor con reumatismo (tenía que pintar con los pinceles amarrados a las muñecas) como Pierre August Renoir alcance la gloria. Quizás sean los mismos motivos por los cuales Edison inventó el foco o los hermanos Wright, el avión. O quizás sean los mismos motivos por el cual los cuerpos celestes siguen su rumbo trazado hacia un final predecible, o los motivos exactos por las cuales hay vida en la Tierra y no en Marte u en otro planeta conocido.

Si quieren verlo de modo protocientífico o pretérito podemos decir que la Eólipila de Herón, Siglo I, aquel juguete en forma de tetera con dos picos que giraba mientras hervía el agua dentro fue producto de la casualidad que muchos siglos después explotó en las revoluciones industriales que están haciendo colapsar a la humanidad y, sobre todo, a la naturaleza con pactos de Kyoto y tanta finta mercantilista y carroñera.
Siguiendo con nuestros ejemplos domésticos, podemos decir que lo mismo le pasó al virtuoso Les Claypol que al acudir a un casting para cubrir la plaza de un bajista para Metallica, fue olímpicamente rechazado y humillado en su amor propio. Claypol juró venganza y formó una de las bandas de culto de los noventa: Primus. El asunto empeora cuando quiere establecer las pautas para el lenguaje, la sicología o la “democracia”: por qué los pueblos eligen a un bastardo, a un tirano, a un genocida y celebran tener un grillete en la pata. Quizás la psicología y el comportamiento de los seres humanos (especialmente el de las masas) corresponda exactamente a una teoría del azar. Aceptar esto implicaría el fracaso absoluto del cocainómano Freud.
Si el día de hoy cayera un meteorito sobre la faz de la tierra, minutos antes de que hiciera colisión, muchos científicos dirían que es culpa de la curvatura de la parábola, que el cuerpo celeste responde a leyes y gravitaciones universales que se intersecan por principios astronómicos, que la constante de Planck o la de Boltzman y bla bla bla. Muchas palabras y floro seudocientifico para no aceptar que es el azar (sin teorías detrás) el que mueve al mundo y lo arrastra a su destrucción. Un azar con leyes y con teoría de probabilidades como las que ha inventado la neoestadística, pero un azar al fin y al cabo. Y como dice el teorema de Gödel: ninguna ciencia tiene carácter absoluto.
.

LECTURA DE MARTÍN RODRÍGUEZ-GAONA EN ESPAÑA



De mi correo personal:




Estimados amigos,

Dentro del Encuentro Letra Perú (Barrio de las Letras, Madrid), que se llevará a cabo del 1 al 4 de septiembre, se me ha invitado a una lectura de poesía.

Será en el Museo Lope de Vega (C/ Cervantes, 11, Metro Antón Martín), el sábado 4, a partir de las 20:00 horas. Estaré acompañado por Jessica Zorogastua, Almudena Guzmán y Amalia Bautista.

El programa completo, que cuenta con actividades de Mario Vargas Llosa, Fernando de Szyszlo, Santiago Roncagliolo y Claudia Llosa, entre otros, aparece en este enlace:

http://www.esmadrid.com/es/portal.do?IDM=25&NM=1&TR=C&IDR=1199

Será un gusto verlos ese día.

Muchas gracias. Y un abrazo.

Martín Rodríguez-Gaona

sábado, 28 de agosto de 2010

ESTAFETA


Primero, quisiera agradecer los envíos, tanto del extranjero como del interior del Perú, llegados a mis oficinas. (como siempre la dirección sigue siendo la misma: Av Pacifico 429 Dpto 201, La Perla-Callao).
De Walter Meza Valera nos llega "Para que no te coma el otorongo" (pronto entregaré la reseña de este importante profesor universitario, gran amigo y seguidor de este espacio, quien ha sido becario de la UNESCO, la OEA, el Instituto de Solidaridad Internacional Konrad Adenauer, del Instituto de Cooperación Iberoamericana y de la Nippon Hoso Kyokai, entre otros).
De Daniel Alarcón y Sheila Alvarado (las gracias respectivas a Daniel) nos llega "Ciudad de Payasos" basado en el cuento del mismo nombre, los excelentes trazos de Sheila se le leen de un tirón (recomiendo la página de Shila: http://www.sheilaalvarado.com/ )
El polígrafo Máximo Grillo Anuanziata, activista político de polendas, nos sorprende con "Alfa, Mu, Omega", un texto científico sobre el origen, estructura y fin del universo (todavía recuerdo un sulfurado intercambio que tuve con él en el Búho Rojo de Pueblo Libre).
La editorial Planeta nos envía "Soy el Hombre de mi Vida" de Beto Ortíz, ya hemos dicho lo necesario de este autor, a pesar de ello recomiendo el capítulo "Clásicos de provincia" [Aquí un párrafo: Un best sellers en el Perú es cualquier cosa que venda por encima de cuatro mil ejemplares. Y es un super best seller si pasa los diez mil. Hay por ahí, dando vueltas, un periodista que vende como quince mil ejemplares de cada libro que saca, pero --a menos que lo atropelle un Enatru-- no lo mencionaremos por su nombre aunque nos maten porque se la tenemos recontra jurada. Además es cholo. ¿Entienden? Así es la nuez. Si no me cae bien, no lo menciono y, si no lo menciono no existe. Voilá. Es así como funciona la cofradía. No le digan mafia, tampoco secta. Suena horrible. Es apenas un alegre círculo de regios criollitos fotogénicos y dicharacheros al que, malhaya nuestra suerte, no pertenecemos. No seamos, pues, tan igualadas. Ubiquémonos. Nosotros no somos como los Orozco. Yo los conozco, son ocho los monos: Nano, Toño, Mirko, Alfredo, Willy, Balo, Rodolfo y Cueto. Nosotros no somos como los Orozco. Yo los conozco (bis)]
John Martínez me alcanza su "Collage de Viaje", unos versos: No es la mañana perdida, es la imagen entregada, la muestra, habitar la desesperación que no es desesperación. Cierta vez las palabras sostuvieron al mundo, cierta vez este mismo escenario: mañana, tristeza, valor, papel en blanco. Mas ahora hay una imposibilidad, la perdida de total de todo.
De Paolo Astorga nos llega su "A pesar de los desmanes" y su revista de literatura y creación "Letra en Llamas" nro cero. También nos llega la revista "Delirium Trémens" Revista de poesía de alcance internacional.
Del Primo Mujica nos llega tres poemarios: "Poemario de Bazenika", "Poemario Preciosidad Fekal y Venérea" y "La Pérdida Vagina de Ana Zuplizio y otros Íncubuz".
"Voces de Pleamar" de Marx Espinoza Soriano y Walter E. Córdova Romero.
Quedo en deuda con un grupo de libros en espera de reseña.
.

"WILLY, EL DE GOMORRA", ENVÍO DE RAFAEL INOCENTE


Willy, el de Gomorra
Por Rafael Inocente

Las marcas lo infestan todo. En un sistema cerrado, nada se crea, nada se destruye, todo se transforma, fue la máxima que acuñó el químico francés Antoine de Lavoisier hace siglos. Esto es así no sólo en la naturaleza. Con mayor eficiencia se cumple en la dinámica del neo capitalismo, en donde el mundo es cada vez más un espacio pequeño, más controlable, más cerrado. Pero ningún motor es cien por ciento eficiente, reza la segunda ley de la termodinámica.

El año pasado fui al Jockey Plaza a vender peces que al final negocié en otro lado, pues éstos del Jockey querían pagarme con cheque. Una vez allí, aproveché para dar una ojeada por esos antros policromos que hacen felices a los macarenos defensores del orden legal, esos que se pasean sonrientes por entre montañas de basura etiquetada y leyes que no se cumplen. Me paré frente a una vitrina en donde se lucían gabanes londinenses, sacos de —dizque— casimir inglés, ternos de colores sobrios y zapatos de dudosa piel vacuna. Un tipo se acercó muy solícito a atenderme. Pregunté por los precios, tan sólo para cerciorarme. Hacía unos años, un primo, dueño de una metal-mecánica boyante, pero cazurro insuperable, recibió una visita. La secretaria acogió al visitante y corrió a avisar al dueño de la fábrica. El enviado era representante de una exclusiva marca de ropa para ejecutivos. Cuando la desavisada secretaria le mencionó al jefe que se trataba de Giuseppe Ferraro, mi pariente respondió, oye Yanina, dile que no me joda, yo no conozco a ningún Giuseppe Ferraro, y siguió midiendo el diámetro de un piñón inmenso, parte del sistema de transmisión de un barco de pesca. El representante de ventas se contentó con dejar el encarte en brillante papel couché y salió espantado de la fábrica.

Ahora, parado yo frente al vitral de la tienda, contemplando el gesto cortesano del vendedor, recordé esta escena. La franquicia que la tienda representaba tenía un nombre suicida para cualquier neolimeño de las últimas hornadas, toda esa generación de willys, jonys y antonys o, los novísimos, álvaros, diegos y rodrigos: Hermenegildo, pero sin la “h”, o sea, Ermenegildo y de cognome, Zegna, Ermenegildo Zegna. Ingresé al sagrado recinto de la moda y el muchacho —que hablaba igualito al borderline Bruno Pinasco, pero no vestía los trajes que promocionaba— me habló de las bondades de la marca, la calidad del tejido y la buena factura de las prendas, pero ante todo hizo hincapié en el origen italiano de dichas ropas y poco faltó para que él mismo modelase con el fin de convencerme de adquirir aunque fuese sólo dos calzoncillos —boxers, dijo él— o un par de medias —calcetines, recalcó—. Pregunté por los precios: un terno, 12999 soles; un abrigo, 6599 soles; una “jacket” con i-pod, 2000 soles; una camisa, 999 soles; un par de tabas, entre 1999 a 4599 soles; y así por el estilo. Los precios me los recitaba el vendedor, sin sangre en la cara, en euros. O su equivalente en dólares, replicaba calculadora en ristre. El precio de los calzoncillos no lo recuerdo, nunca me ha gustado sentir oprimidos los compañones. Quedé demudado. Seguramente el vendedor —escuchaba en ese instante radio Moda y lucía un peinado a lo cantante del Grupo Cinco, pelo al rape del chiquillo exitoso, todo un conero al mango— se dio cuenta de la expresión rotunda de mi rostro, porque cuando reparó en que había invertido su tiempo en vano —los detallistas son la peor especie del mundo, tasan al cliente, lo evalúan de pies a cabeza, son los profesionales del engaño, no veo por qué uno no deba pagarles con la misma moneda— trató como último recurso de embaucarme con la venta a plazos, lo cual rechacé tajantemente, dándole gracias por su tiempo, pero yo sólo me encontraba sapeando.

Toda esta escena había sido convenientemente contemplada por una parejita joven —los llamaremos Willy y Verito—, de quien yo también observaba sus movimientos con el rabillo del ojo: ella le decía Cholo y él la llamaba, cariñosamente, Gorda, entornando sus ojos chinitos. Willy llevaba el cabello corto. A lo Chuchaneger. Un aretito de mujer adornaba una de sus orejas, corrugada y diminuta, mientras que Verito, zamba a la vista, lucía un curioso laciado japonés rojizo. Cuando me retiraba del Jockey Plaza, recordé a Cholo y Gorda. Se acercaron de la mano y mansamente, orondos en la felicidad que les otorgaban sus mil soles mensuales de salario, pues así se lo dijeron a otro tenaz mercader, cuando ella le animó coquetamente a él a que se endeudase por un primoroso pulóver de cashmere —Ermenegildo Zegna, 499 euros— y acabó convenciéndole que aquel verde Nilo del terno que lucía un maniquí de anatomía caucasoide haría juego con los mocasines Paccino de cuero de cocodrilo —599 euros—, la camisa de popelina tupida de un blanco virginal y una corbata de seda con topitos negros. Verito, con esa malvada coquetería limeña que diluye imposibles, le espetó a Willy, observando su extravagante humanidad y el terno verde Nilo, Gordo, con ese terno parecerás un pacae abierto, pero es un terno italiano, italiano. Cuando me largaba en mi bólido sesentero por la Javier Prado contemplé otra vez a Cholo y Gorda: lucían el logo Ermenegildo Zegna en sendas bolsas plásticas mientras perseguían una combi hacinada que iba rumbo a Ate-Vitarte.

¿Pagó calidad el Willy de mi historia?¿O pagó capricho?

Pensé que nunca lo sabría. Pero hace unos días, mi hermano David me alcanza Gomorra, del napolitano Roberto Saviano. El libro cuenta la historia de El Sistema, que es como se autodenominan los integrantes de La Camorra, una organización empresarial napolitana que traspasa Estados, con vínculos en toda Europa, Asia, África y América Latina. Para mi sorpresa, Saviano llega incluso a rastrear los vínculos de La Camorra con el MRTA y bautiza al Perú “segunda patria de los narcos napolitanos”, como ese Antonio Bardellino creador de una empresa de importación de harina de anchoveta con la que introdujo toneladas de coca a Europa, vía España y Albania. Si consideramos —como afirma Saviano— que un kilo de coca lo vende el mayorista en treinta mil euros, hablamos de un negocio megamillonario, que financia luego polígonos industriales, negocios inmobiliarios, industrias alimentarias y hasta empresas de ornato público, como la recogida de basura. En otro de los capítulos narra la historia de los artesanos del sur de Italia, famosos por su destreza en la confección de prendas de alta costura. Saviano cuenta cómo El Sistema —en complicidad con la mafia china— introduce clandestinamente miles de asiáticos a la península para que aprendan los secretos de la Haute Couture de los italianos, forjados durante décadas en la mejor tradición manufacturera europea y luego estos vuelven a su patria a falsificar productos hi-tech —al mejor estilo de nuestros ingeniosos compatriotas del Altiplano, en Juliaca es fácil encontrar los afamados Ronie Walker, zapatillas deportivas Nike, Adidas y Puma, tirachos tipo AKM y los funcionales buses camión detestados por los importadores de chatarra china—, con la ventaja de tener la mano de obra más barata del mundo.

Así, gracias a emprendedores napolitanos, desfilan por el mundo muñecas Barbie “originales”, vaqueros Levi’s, perfumes Cristian Dior, taladros Bosch, videocámaras digitales Nikon y hasta Ferraris Testarossa de colección, fabricados en algún rincón hacinado de Bangladesh, Malasia o el norte de la China. El logo expropiado por la Camorra a las marcas más famosas del planeta ya no es obstáculo: la gramática de las mercancías tiene una sintaxis para los documentos y otra para el comercio y allí en Europa, al igual que aquí en Lima, se incauta mercadería de contrabando a los pequeños comerciantes —al miserable ambulante africano allá y al lumpen cachinero aquí— pero las grandes tiendas como las chilenas Saga Falabella o Ripley, cuyos almacenes están repletos de ropa china mal falsificada y reetiquetada en Chile, jamás sufrirán una incautación de mercancía, aún cuando sea común encontrar allí ropa Armani fabricada en Vietnam con el sello made in Italy, porque después de todo, la peor mafia, la política —Berlusconi y la ultraderecha italiana—, es fascistamente nacionalista y depende como del aire de El Sistema, esa organización post-fordista que difunde rabiosamente por el mundo el made in Italy.

La Camorra logra que las cadenas de producción de mercadería falsificada mantengan la calidad del producto y exportan a los principales centros de la moda: Londres, París, Roma, Barcelona, Nueva York, Frankfurt, Río, Buenos Aires. No mencionan Lima por supuesto. Esta cadena de falsificación de prendas y objetos hi-tech abarca desde cámaras digitales Canon y Hitachi hasta trajes Ermenegildo Zegna y Salvatore Ferragamo, pasando por autos Ferrari y menaje de cocina belga, idénticos a los originales. La grosería y ostentación de los malcriados del mundo resulta pagada en su vulgaridad por El Sistema napolitano, algo en lo que no repararon ni Breat Easton Ellis ni Yasuo Tanaka: mercadería falsa, semi-falsa, parcialmente auténtica así como copias originales indistinguibles de las verdaderas, son distribuidas con el pasaporte sacrosanto del logo para complacencia de una neo burguesía liberada de todo freno, pederasta, sádica y drogadicta, orgullosamente euro o norteamericana, como Patrick Bateman, el ejecutivo antropófago de American Psycho.

Lo curioso de este asunto es que, al igual que los productos chinos que ahora invaden el mundo, estas falsificaciones tienen distintos niveles. Las de gama alta se envían a los centros de la moda del autodenominado Primer Mundo. Las de gama media se trafican en ciudades menos presuntuosas y las copias chambonas son enviadas a los malls y outlets de cities emergentes que se pretenden cosmopolitas, como nuestra bizarra Lima, y terminan en tiendas plastificadas para deleite de sujetos coloniales y derrochadores.

Un pundonoroso Willy que gana mil soles al mes se endeuda cinco años para pagar un terno Ermenegildo Zegna que le termina costando veinticuatro mil soles, del cual se ufanará eternamente ante sus amigos menos audaces, que muy probablemente, no pasan de un bien confeccionado terno gamarrino, cuya raigambre nacional se baraja en etiquetas Gino Paoli o Filippo Alpi, pero que resulta paradójicamente adecuado al biotipo del humanoide peruano: desnutrido, rechoncho y de cerebro retorcido.

RECITAL DE POESÍA EN CHICLAYO



De mi correo personal:


Estimadas amigos en poesía:
Están invitados al recital denominado "Ciclón de Poesía" que se llevarà a cabo el 6 de septiembre a las 7:30 pm en el Restaurante PUB "FABY" sito en la Calle Elìas Aguirre 958 en la Ciudad de Chiclayo.
Participarán los poetas Miguel Ildefonso, Stanley Vega, Maty Granados, Ernesto Zumaràn, Noraya Ccoyure y Juan José Soto.
Será un recital de reencuentro, de júbilo, de celebración pero también de explosión, será un ciclón -literalmente hablando- de poesía.
La Asociación Cultural Kaypi Kani coorganiza el evento cultural.

La chela estará a 4 soles 50 y la única sugerencia es: abstemios abstenerse.


Un abrazo desde el alma y solicitamos el favor de su difusión,

Juan José Soto

COLABORACIÓN DESTACADA: BLAS PUENTE-BALDOCEDA, PhD NORTHERN KENTUCKY UNIVERSITY


Con este artículo de Blas Puente Baldoceda comenzamos una nueva sección dedicada a destacados académicos peruanos, tanto en universidades norteamericanas como europeas, que vienen desempeñando una importante labor de estudio, difusión y enseñanza de la literatura peruana. Agradecemos a Blas por este primer envío.


Aquí algunos datos de Blas Puente Baldoceda:


Blas Puente Baldoceda is currently an Associate Professor of Latinoamerican Literature at Northern Kentucky University University. He was an Assistant Professor and a Member of the Research Center of Applied Linguistic at Universidad Nacional Mayor de San Marcos (Lima-Perú), and a Spanish Lecturer at Cornell University. He has also worked as a Teaching Assitant at SUNY Buffalo, University of Illinois at Champaign-Urbana, The University of Texas at Austin. He has published Poetica Narrativa en Canto de Sirena de Gregorio Martinez (2002 Peter Lang Publishing. Inc.,New York),and Historias de Shilico, el escribidor y otros cuentos (2007 Hipocampo Editores, Lima-Peru), and monographies and articles in Andean linguistic and literary, and also in Latinoamerican Literature XX Century. He is interestend on narratology, criticism&ideology, postcolonial latinoamerican writing, poetics,and translation.






Raza, clase social y cultura en “No me esperen en abril”

Blas Puente-Baldoceda, PhD.
Northern Kentucky University

Por la trama de “No me esperen en abril” evolucionan los amoríos de Manongo y Tere, y la amistad del primero con Adán Quispe, una suerte de confidente y protector, enmarcados en un mundo de corrupción política y financiera, de economía neoliberal e informal, de reformismo y migración andina, de tugurización de la ciudad, de terrorismo, narcotráfico y globalización.

Exhibe la novela el acendrado racismo de la elite criolla que reside en el paraíso caucasoide de San Isidro. En esta morada de los regios prevalecen drásticamente las diferencias etno-culturales y socio-económicas, y los personajes representan al otro (los tenebrosos subalternos) con una fijación casi maniática de imágenes estereotipadas de extranjería, mestizaje, de impureza y pasado colonial.

Esta élite criolla, supuestamente blanca en un cien por ciento, concibe a los sectores socio-étnicos subalternos como transgresores, corruptos, pervertidos y optan nostálgicamente por la pureza del ancestro español, inglés, francés o italiano.

Jactándose de un abolengo aristocrático, el narrador y los personajes patentizan un racismo a ultranza, el mismo que condiciona una visión estereotipada con respecto a los subalternos. Vaya un ejemplo: el padre de Manongo percibe más indígena que nunca a su mayordomo y al no acordarse de su nombre supone que se llama Saturnino, Paulino o Fortunato. Es más: concluye que cada vez queda menos Inglaterra en el Perú, y se alegra de saber que las féminas de su clase oligarca perpetúan el estilo de las famosas tapadas de la época colonial.

Ahora bien, en dicho ambiente Manongo se constituye en un raro porque es amigo del Adán Quispe, un cholo de corralón, y se conmueve con el canto de las palomas cuculí —negra, horrible, chusca—, pero se pregunta por qué el "lamento de esa paloma es andino, aquí en Lima, aquí en la costa, aquí en San Isidro, aquí en la casa nueva" ¿Intrusión de la otredad en su espacio fino, blanco y hermoso? No obstante, Manongo —condescendiente, paternalista y piadoso—cumple actos de conmiseración con los subalternos. Del mismo modo, el protagonista rechaza la presencia del otro cuando endilga el calificativo de indio, cholo y pobre serrucho a su profesor García, y lo moteja: "Yo canté puis, Cara de Plato". Se mofa, pues, de la apariencia física, la lengua y la cultura del mundo andino.

Marisol de la Cadena funda la raza no en los rasgos biológicos sino en la inteligencia y la moralidad que son modelados por la educación: el color de la piel queda descartado; vale decir, es posible construir socialmente la blancura. La adquisición de la distinción social mediante la educación y la solvencia económica es, pues, un proceso de blanqueamiento que conduce a la obtención de la cualidad social denominada decencia. Este mecanismo es adoptado no sólo por las élites sino también por los grupos subordinados y, de esa manera, ambos contribuyen a establecer la educación como una forma de legitimar las jerarquías sociales. Son, pues, cómplices en la utilización de la educación como vía para legitimar la discriminación y silenciar el racismo hegemónico en la sociedad peruana (Indigenous Mestizos, 2000)

En “No me esperen en abril” la apariencia física, la manera de hablar, la capacidad intelectual de los cholos, es horrible, incorrecta y deficiente, aún en aquellos cuya piel es blanca y adquieren educación como vía de movilidad social. Evidentemente, la cultura colonial de la élite criolla estigmatiza no sólo los rasgos biológicos de los subalternos, sino también la cultura de la región andina. Se discrimina al indio y al cholo no solamente en cuanto a su aspecto físico ("impresentables") sino también en cuanto a su región de origen ("provincia") y a su cultura ("andino").

A despecho del planteamiento de la antropóloga de la Cadena, en “No me esperen en abril”, la discriminación racial se basa en el aspecto biológico, ya que el ideal físico implícito en las valoraciones del protagonista y los personajes corresponde a la de una persona alta, delgada, rubia, de ojos verdes, de pelo castaño o rubio, y, sobre todo, con una piel absolutamente blanca.

Estos rasgos conforman la supuesta superioridad absoluta y universal del patrón estético de los regios criollos; de modo que los rasgos que no se ajustan a dicho modelo —tales como los de la indianeidad— son estigmatizados como feos, monstruosos, amorfos, pervertidos, ordinarios, insignificantes y, por lo tanto, los ubican en el polo opuesto de la inferioridad absoluta ("dos indias viejas, dos monstruos de fealdad. Y ahí aparecieron esos dos patéticos espantajos...")(Bryce Echenique, 1995)

¿Cabría explicar todo esto mediante el concepto de fundamentalismo cultural que propone la antropóloga de la Cadena? Es decir, el racismo sin raza o neo-racismo que plantea una retórica culturista de la exclusión: la gente está separada irrevocablemente por esenciales diferencias culturales. La proclividad del género humano es rechazar a los extraños, lo cual explicaría la violenta reacción xenofóbica entre los diversos grupos. Retornando a la novela: ¿es Tere racista o neo-racista, o ambas cosas a la vez? Ella no puede concebir que Manongo sea amigo de un cholo mayor que él, y, condicionada por su extracción social, sospecha de que existe algo anómalo en dicha relación amical.

Para Homi K. Bhabha un rasgo primordial del discurso colonial es la supeditación al concepto de fijación en la construcción ideológica del otro. La fijación, signo de la diferencia cultural, histórica y racial, es una representación paradójica cuya principal estrategia discursiva es el estereotipo, una forma de conocimiento e identificación que vacila entre lo ya conocido y localizado y algo que debe ser ansiosamente repetido como si la duplicidad del asiático y el bestial libertinaje del negro —que no necesita comprobación— jamás puede realmente comprobarse en el discurso.

Es esta fuerza de la ambivalencia la que concede actualidad al estereotipo: asegura su inmutabilidad durante los cambios históricos y en las diversas coyunturas discursivas; comunica sus estrategias de individualización y marginalización; produce ese efecto de verdad probable y predicción que, en el estereotipo, siempre debe ser un exceso de lo que puede ser empíricamente probado o lógicamente construido. No obstante, la función de ambivalencia como una significativa estrategia psíquica y discursiva del poder discriminatorio —ya sea racial o sexista, metropolitana o periférica— todavía requiere trazarse un derrotero (The location of culture, 1994).

Tere sospecha que la amistad de Manongo con Adán Quispe se funda en una relación pervertida. Esta visión estereotipada de los criollos con respecto a la moral de los cholos e indios se remonta a la Santa Inquisición y la extirpación de idolatrías. La mentalidad colonial es todavía vigente y se manifiesta en la discriminación racial, social y cultural de una sociedad cuya fractura histórica se inauguró con la conquista del imperio Inca por los españoles.

Además de los cholos, indios y judíos, en “No me esperen en abril” se discrimina al grupo étnico negro, no sólo por parte del narrador, sino también por uno de los profesores, cuyo apodo es Teddy Boy: "..., Ismael y Luis Gotuzzo, negriblancos de andares tropicales, bembas cubanoides y millones de dólares, a quienes, por ser tan morenos y bembones, Teddy Boy, el más excéntrico entre los excéntricos profesores de San Pablo, bautizó como Jueves y Viernes, ya que era también profesor de literatura y quería de esa manera rendirle homenaje al inmortal Robinson Crusoe."

El arraigo del racismo es tan profundo en el subconsciente colectivo a tal extremo que los factores social y económico son soslayados: no les importa que los grupos subalternos hayan ascendido gracias a la adquisición de los medios económicos, ya que, irremediablemente, los indios/cholos/negros/judíos —que conforman la otredad— pertenecen a razas inferiores.

A los cholos cholísimos, feos, deformes ("no tenía culo"), sin los atributos físicos del ideal criollo ("el trinchudo y chuncho pelo"), y que no son de Lima (San Isidro) ("había...llegado de Paramonga," "serrano de mierda"), se les asigna el espacio de la marginalidad ("barrio," "barrio marginal"), y, aunque se han movilizado social y económicamente en virtud de su capacidad intelectual, son discriminados violentamente ("serrano de mierda" "la puta que lo parió") porque no son blancos puros descendientes de la añeja Lima colonial.

Por otro lado, el racismo representado en “No me esperen en abril” no es una exclusividad de los blancos ya que los cholos, los indios y los negros —esos resentidos sociales capaces de cualquier cosa, diría el narrador— adolecen de la misma lacra ya que "los menos cholos y los extranjeros le rompían siempre el alma a los más cholos. Y el público, purito cholo, pero que sabía diferenciar entre cholo blanquiescente, cholo a secas, cholifacio, chontril y chuto, requetefeliz, cuanto más les daban a los chutos, a los amorfos, más feliz el cholifacético público."

De hecho, la gama variadísima de discriminación entre los diversos grupos de una sociedad mestiza se manifiesta en un espectro de dos extremos: el indio/pobre/feo/imbécil (inferior) y el blanco/rico/hermoso/inteligente (superior).

Manongo Sterne, quien, abrumado por la nostalgia del paraíso perdido por su clase, su raza y su cultura, lamenta que en la Lima de hoy no "había raza blanca, por supuesto, sino una especie de crisol andino y mestizo con invasión diaria y capacidad de desaparición vietnamita a la primera e inútil persecución policial"

Sea como fuere, el narrador de “No me esperen en abril”, que se dirige al lector virtual con respecto a las vicisitudes de la historia contada en la novela: "Pero dejémoslo en Manongo y Tere Mancini o, mejor aún, en Tere y Manongo. Sí. Dejémoslo ahí. Para que no suene todo a predestinación o algo así...," ¿es o no digno de confianza?¿Hasta qué punto este narrador de tercera persona se ciñe a la norma ideológica del autor implícito que denuncia ferozmente el brutal racismo del sector criollo en contra de los sectores subalternos? Por un lado, el autor Bryce Echenique admite que parte de la novela es producto de su experiencia vivida, de modo que existe hasta cierto punto una relación de identidad entre el autor real y el personaje, de modo que la narración adquiere un cariz factual; por otro lado, es una narración ficticia ya que no existe una relación de identidad entre el autor real y el narrador.

En suma, “No me esperen en abril”, como autobiografía heterodiegética, es una obra a horcajadas entre lo factual y lo ficticio, y corrobora, una vez más, que en la producción literaria de Bryce Echenique, vida y literatura se imbrican tan sutilmente que la frontera entre una y otra se diluye en las brumas del incógnito para el incauto lector.

En el presente análisis interpretativo se muestra, pues, que el narrador de la novela no es nada confiable, puesto que con su racismo —así como el del protagonista, el de los demás personajes— sabotea el proyecto ideológico del autor implícito de denunciarlo y ridiculizarlo con un humor corrosivo en este subyugante entramado ficcional, en el cual se entretejen con gran pericia los factores de referente — raza, clase social y cultura— de la realidad peruana.

viernes, 27 de agosto de 2010

HOY Q'ORIANKA EN EL ETNIAS DE LIMA


hoy viernes con Q'orianka Kilcher a partir de las 5 pm en el Etnias Bar de la plaza San Martín de Lima; Se estrenará la película "Princesss Kaiolani" a beneficio de las comunidades andinas. El ingreso es libre, pero cada asistente deberá donar alguna prenda, chompas o frazadas. Nos vemos ahí.
.

miércoles, 25 de agosto de 2010

EL PERÚ CRECE…

166 JUECES IMPLICADOS EN CASOS DE CORRUPCIÓN






Que el Perú crece no hay duda de ello. A las altas cifras de delincuencia (Lima es inhabitable, la ola de asaltos y asesinatos a mansalva está superando al de los accidentes de tránsito; esto sin contar con los miles de tebecianos multidrogos resistentes que aumentan a cada día sumando al número de desesperados padres de familia subempleados en cualquier cosa o los pirañitas y mendigos con taza de plástico, mineros esclavizados, agricultores con productos devaluados, etc., etc.,) acaba de aparecer la noticia de 166 jueces implicados en casos de corrupción; pero qué significa esto, acaso estos personajes no son el rostro de la justicia y el respaldo de nuestra endeble democracia. Y es que la corrupción no sólo ha lumpenizado y enmierdado a nuestro país generando una tipología de imbéciles que le aplauden al plagiario Bryce, le indultan amorosamente al criminal Fujimori, le cantan genuflexamente a las mentiras y cojudeces de Kouri, le lamen los pies al genocida vendepatria García y vociferan a voz en cuello que votarán por la narcoabogánster Lourdes Flores para la alcaldía de Lima.
La corrupción ha generado también un ejército de lambiscones y activistas del mal, los clásicos "yes man" (de estos hay muchos en la literatura peruviana que se hacen los tercios mirando a un costado, eso sin olvidar a los que se alquilaron o vendieron el poto a los medios periodiqueros reaccionarios) que saltan en un pie cuando se atora el water de la política y saltan las aguas servidas (heces: fujimontekouritoledolourdealanistas). De seguro, estos 166 cisticercos judiciosos sólo deben ser la punta del iceberg, no dudo que estos 166 (o son 666 de la bestia numerológica) han sido los más lornas, los que se han dejado atrapar con las manos en la masa, los que favorecieron a la importación de vehículos usados, los que favorecieron a los hermanos Sánchez Paredes, los que cutrearon a vista y paciencia sintiéndose los amos y señores de este corral de chanchos. En la práctica este asunto de las estadísticas debe ser como las cucarachas: o sea, si ves una es que hay cien.
¿Alguien se atreverá a apretar el chupo? (perdónalos en tu conmiseración González Prada) Ya no se trata de ponerle el cascabel al gato sino de bombear el chupón del desatorador o llamar al gasfitero. O es que en verdad, como lo establecieron los griegos con la diosa Temis, la justicia es ciega y la balanza robapeso es el símbolo de la mecida, del subeybaja peruanense, del tonteo pendenciero y aconchasumadrante para seguir creyendo en un absurdo.

Aquí la noticia de Perú 21 http://peru21.pe/noticia/628678/identifican-166-jueces-implicados-corrupcion:


Mientras que el Poder Judicial mantiene un alto índice de percepción de corrupción –74% de la población la considera una institución muy corrupta/corrupta, de acuerdo con la última encuesta de Ipsos Apoyo–, el Consejo de Defensa Judicial del Estado, que dirige Daniel Figallo Rivadeneyra, ha identificado a 166 magistrados implicados en diversos actos irregulares.
De acuerdo con la información proporcionada por Figallo, se han identificado a 166 jueces y vocales que, a través de sus resoluciones, favorecieron de forma irregular a mafias dedicadas al tráfico ilícito de drogas y al lavado de dinero, entre otros ilícitos.
Y tomándole la palabra al presidente del Poder Judicial, Javier Villa Stein –quien días atrás instó al citado procurador a que denuncie con nombres y apellidos a estos malos magistrados–, se enviará a este poder del Estado el informe en el cual se identifican a estos jueces y vocales, así como la relación de las resoluciones en las que habrían infringido la normativa penal, con la finalidad de que se tomen las medidas correctivas necesarias.
QUE LOS SEPAREN. Ante esta preocupante cifra de magistrados cuestionados, Figallo solicitó al titular de la judicatura que los separe del cargo mientras dure la investigación, toda vez que, dijo, no se puede confiar en su idoneidad.
“El presidente del Poder Judicial puede dictar las medidas de abstención y apartar a estos jueces y vocales que han emitido resoluciones sumamente cuestionables. Nosotros ya hemos formalizado este pedido y el ministro de Justicia, Víctor García Toma, reiterará el requerimiento”, adelantó en diálogo con Perú.21.
Asimismo, el titular de la Defensa Judicial del Estado refirió que “aquí es necesario separar la paja del trigo porque estos magistrados vinculados con temas de corrupción manchan la honra de los otros jueces y vocales. Esperamos que el Poder Judicial tramite estas quejas con la rapidez necesaria pues, a la fecha, estos funcionarios siguen ejerciendo su cargo”.
IDENTIFICADOS. ¿Quiénes son estos magistrados implicados en actos nada santos? De acuerdo con información de la Oficina de Control de la Magistratura (OCMA), entre los vocales figuran los ex integrantes de la Cuarta Sala Penal que favorecieron a los Sánchez Paredes, Carlos Ventura Cueva, Hermilio Vigo Zevallos, Demetrio Ramírez Descalzi y Aurora Quintana Gurt Chamorro. Asimismo, los jueces David Tito Bartolla Serrano e Isabel Miranda Hidalgo, quienes favorecieron a los integrantes de ese clan familiar.
También son investigados el juez César Tafur Fuentes y los miembros de la Sala Civil de Tacna, Norma Elizabeth Tellería Vega, Jorge Antonio Amaza Galdos y Eugenio Víctor Casas Durán, quienes fueron quejados por haber resuelto a favor de la importación de vehículos usados. Por el mismo tema, la labor del vocal superior Ricardo Canales Melgarejo, y de los jueces Roberto Gamarra Segovia, del Juzgado Mixto de Abancay, y Rubén Cayro Cari, del juzgado de Villa El Salvador, también son evaluadas.

lunes, 23 de agosto de 2010

YBARRARIO: "CUATRO"


Ellos eran cuatro muchachos que por razones circunstanciales habían decidido vivir juntos. Fue en una quinta de Jesús María. La pareja “a” conformada por Venturo y Morgana Losh, y la pareja “b” integrada por Katalina y Rodrigo. Aunque la estadía no duró mucho, las dos parejas aprendieron a conocerse; por las noches se juntaban en la terraza o en el cuarto de los caseros para conversar de arte, de política, de cosas de la vida diaria. Morgana Losh era la reina de Saba y Venturo, un escritor radicalizado que había, por esos tiempos, pateado el tablero y optado por el camino pedregoso de los artistas consecuentes. Como dijo Nietzsche: “un artista sólo cuenta con las estrellas”; esto lo sabía bien, por eso lanzaba piedras desde la azotea, las mismas que caían sobre un corralón de furiosos perros a los que solo les quedaba ladrar y despedazar unas zapatillas viejas que les servían como placebo o como entrenamiento. Por su lado, Katalina era la condesa de un país extinguido durante el último desmoronamiento soviético, ella pintaba cuadros estrambóticos y figuras dromedarias donde algún crítico despatarrado creyó ver extraterrestres (todos rieron aquella vez). Y Rodrigo, Rodrigo, era un apuntador de viejas historias, quemaba cerebro en tonterías y leía al destajo esperando encontrar respuestas a cuestiones insignificantes como la curvatura de un parhelio por la tarde, o las protuberancias de los gusanos en una maceta de dalias, o, quizás, la más importante, el haber encontrado muchas de sus ideas copiadas o desarrolladas en varios libros de escritores de su generación, quienes solapa canibalizaban vergonzosamente sus escritos desperdigados en la net o en libros de cortísimas ediciones.
Durante ese invierno, no había noche en que no se discutieran un sinnúmero de temas. A veces a la luz de las velas o comiendo tartas de chocolate o algún trago barato con fosforescencias verduscas. A veces miraban películas francesas, rusas, italianas, etc. Tenían buen gusto con las azarosas elecciones, casi siempre obtenidas bajo el tacto de Rodrigo quien dejaba que sus dedos buscaran táctilmente en las rumas de discos piratas de los vendedores ambulantes: “nosotros no buscamos; los libros, películas, obras de teatro nos buscan y nos encuentran, sólo es cuestión de estirar la mano y dejar que el objeto buscado aparezca”.
Había días en que los cuatro se ponían a discutir sobre política o sobre novelas japonesas del siglo XX. Los temas surgían, generalmente, de alguna cita cinemera, teatrera (disfrazarse era un arte que habían aprendido bien) o por algún superlativo gratuito que tenía que sostenerse a como dé lugar. La argumentación era el ladrillo sobre el que se levantaba la relación de los cuatro, un número perfecto en correspondencia a los elementos de la naturaleza cuyo exponente crecía en cada conversa o reunión espontánea, como la vida, como las búsquedas, como las razones y toda aceptación posible o justificación de ese tiempo breve pero necesario.

El tiempo pasó, los plazos se cumplieron y lo que empezó como un juego acabó también como un juego. Hoy, después de muchos años, cada uno busca su destino. De vez en cuando se reencuentran para conversar de otros temas o hablar de los niños, los hijos que tuvieron con otras parejas y que los convirtió para siempre en “tíos”, en forzados familiares políticos que se turnan las fiestas de fin de año y los aniversarios o las "fiestas de guardar". La amistad prevaleció a fuerza de trirrémenes. Los caminos se apartaron. Hoy son cuatro individuos mirando en la colina cómo se aleja el sol, cómo caen las sombras sobre el horizonte azogue, cómo regresan los recuerdos inevitables desde un álbum de fotos.



.

CONFERENCIA DE ALFREDO VANINI SOBRE ALBERT CAMUS



CONFERENCIA
“CAMUS Y LAS FUENTES DE LA REVUELTA”
a cargo de Alfredo VANINI
Miércoles 25 de agosto, 7pm.
Centro Cultural Inca Garcilaso (Jr. Ucayali 391, costado de la Cancilleria – Palacio Torre Tagle)
ENTRADA LIBRE

ENTREVISTA A WALTER LINGÁN

Hace unas semanas estuvo de paso por Lima el escritor Walter Lingán radicado en Alemania. La conversa trató sobre el último libro de Lingán: El Espanto que enmudeció los sueños.
Quedan servidos.



PRESENTACIÓN POÉTICA EN EL BAR ZELA

viernes, 20 de agosto de 2010

ABIMAEL GUZMÁN SE MATRIMONIA Y ESTUDIANTES CHILENOS PROPONEN A POLAY COMO PREMIO NOBEL DE LA PAZ

Aquí las dos noticias (la primera es de Univisión; la segunda, de Perú.com) :


"LÍDER DE SENDERO LUMINOSO ABIMAEL GUZMÁN SE CASA EN CÁRCEL DE PERÚ"


http://www.univision.com/contentroot/wirefeeds/noticias/8276644.shtml






El fundador y líder de Sendero Luminoso, Abimael Guzmán, se casó el viernes en la prisión peruana de máxima seguridad donde está internado con la "número dos" de la organización, Elena Yparraguirre, según las autoridades peruanas.

Guzmán, de 75 años, e Yparraguirre, de 62, celebraron una ceremonia de 15 minutos con "familiares allegados" a la pareja en la Base Naval del Callao.

Ambos habían sido capturados en 1992 y sentenciados a cadena perpetua por liderar a la guerrilla maoísta durante más de una década.

clic Lea: Sendero Luminoso, 30 años despues

Yparraguirre y Guzmán, que son pareja sentimental al menos desde el momento de su captura, solicitaron su matrimonio en octubre de 2009.

Burocracia inusual

El corresponsal de la BBC en Lima, Dan Collyns, informó recientemente que la pareja parecía asediada por una inusual burocracia para la que no era una ayuda el hecho de que ambos hubieran estado casados con anterioridad. Los dos sostuvieron una huelga de hambre en abril por este motivo.

clic Lea también: Matrimonio o huelga

Durante años, los dos se han quejado por medio de sus abogados de que las autoridades ni siquiera les dejaban visitarse. Compartieron una celda durante los primeros once años de condena hasta que ella fue trasladada a una cárcel para mujeres.

En febrero, el presidente García dijo que no veía ninguna razón para que Guzmán, a pesar de ser "el criminal más despreciable en la historia de Perú", no pudiera casarse.

Aunque la captura de su máximo líder pareció acabar definitivamente con la organización, dos grupos identificados con Sendero Luminoso aún mantienen su presencia en las principales regiones productoras de coca del Perú.


ESTUDIANTES CHILENOS LLAMAN A VICTOR POLAY EL NELSON MANDELA PERUANO Y LO PROPONEN AL PREMIO NOBEL DE LA PAZ



La noticia es de aquí:

http://www.peru.com/noticias/portada20100815/112861/Estudiantes-chilenos-llaman-a-Victor-Polay-el-Nelson-Mandela-peruano-y-lo-proponen-al-Premio-Nobel-de-la-Paz

Vía Facebook, un grupo de estudiantes chilenos del Centro de Estudios Andinos del Pucará lanzó vivas y alabó lo que ellos llaman la "la lucha social" del terrorista Víctor Polay Campos, actualmente preso en la Base Naval del Callao.

Según informó el diario 'Correo', a través de tres videos, los alumnos sureños aseguran que "entienden" la lucha en la que se enfrascó el cabecilla del Movimiento Revolucionario Túpac Amaru (MRTA).

Como se recuerda, semanas atrás un programa dominical reveló que tanto Polay Campos como el ex asesor presidencial Vladimiro Montesinos ya tenían una cuenta personal en Facebook, aunque no lo administraban directamente.

"Compañero Víctor Polay. ¡Presente! Compañero Víctor Polay. ¡Presente! (…) Ahora y siempre, ahora y siempre", dicen en uno de los videos.

"Aquí mis compañeros le mandamos un saludo a Víctor Polay, preso que está en Perú. Siempre vamos a estar contigo y seguiremos la lucha", afirman.

El video fue colgado por personas (hasta ahora desconocidas) que alimentan y responden a nombre de Polay los mensajes que se le dejan al terrorista, a quien califican como "el Mandela peruano".

"Víctor Alfredo Polay Campos: Los estudiantes secundarios de San Bernardo saludan a Víctor Polay, el Mandela peruano. Candidato al Premio Nobel de la Paz", suscriben.

En otro video, los estudiantes mapochos -que al parecer desconocen completamente cuál fue la realidad peruana azotada por el terrorismo- sostienen que Polay no es culpable de lo que se le acusa y aseveran que es el prisionero político con más años de carcelería en América Latina.

miércoles, 18 de agosto de 2010

SONNY TERRY



(Chequeen el falsete de Sonny Terry, un maestro en la entonación de la harmónica; por cierto, alguien comercializó esta música con el título de "Harmónica Blues", fue en los ochentas cuando la escasa información y los pocos discos y casetes que habían por aquí (Lima) no nos permitía acceder al paleontoblues).

martes, 17 de agosto de 2010

PRESENTACIÓN DE "TODAS PUTAS" DE HERNÁN MIGOYA

De mi correo personal:

Editorial Casatomada se complace en presentar la edición peruana de Todas putas, libro de cuentos de Hernán Migoya, el mismo que lanzó a la fama al escritor, cineasta y guionista de cómics español. Los comentarios estarán a cargo del periodista Marco Sifuentes, la poeta Alessandra Tenorio y el autor.
Este libro es el segundo título de la colección “Legión extranjera” que se iniciara con la escritora ecuatoriana Solange Rodríguez Pappe: Balas perdidas
Dónde: Bar La Noche de Barranco.
Cuándo: miércoles 18 de agosto de 2010.
Hora: 7:30 pm.

INGRESO LIBRE

Sobre el autor: Hernán Migoya (Ponferrada, España, 1971) es escritor, guionista de cómics, cine y periodista. Es autor de los libros de cuento Todas putas y Putas es poco; y de la novela Observamos cómo cae Octavio; de las biografíasCharles Williams: la tormenta y la calma en colaboración directa con su hija Alison Williams; y Chiqui Marti: piel de ángel sobre la ajetreada vida de la stripper española.
Es autor de una decena de guiones de cómics, entre ellos Kung Fu Kiyo, El hombre con miedo, Olimpita, Quítame tus sucias manos de encima, entre otros. Acaba de lanzar en "Enemigos íntimos" la promoción de su nuevo documental sobre su personal visión del Perú:

www.rcasatomada.blogspot.com
www.editorialcasatomada.com


Gabriel Rimachi Sialer

Director de publicaciones
Editorial Casatomada
www.editorialcasatomada.com

Móvil: 987 146 496

Visita nuestros blogs!!!
www.rcasatomada.blogspot.com
www.rimachisialer.blogspot.com

sábado, 14 de agosto de 2010

ALGO SOBRE LAS MARCAS DE ROPA Y ELECTRODOMÉSTICOS (Y DEMÁS CACHIVACHES) EN LA LITERATURA I

{Afiche de la película American Psycho basada en la novela del mismo nombre. La directora fue Marry Harron, la misma que filmó I shot Andy Warhol. Dos películas de culto, aunque, valgan verdades, la última, donde se narra la vida de Valery Solanas, la formuladora del SCUM o sociedad castradora de hombres, fue mejor que la American Psycho (cualquier explicación lo dejo para los comentarios)}.


A mediados de los noventas, la poeta huarasina Tania Guerrero (http://urbanotopia.blogspot.com/2006/10/tania-guerrero.html ) vino a buscarme porque tenía que recoger unos materiales en Lima y consultar algún tema con la poeta C. O a quien fuimos a buscar en un conocido instituto documentario dedicado a la mujer. Aquél día, mientras mi amiga revisaba algunos libros en una oficina que fungía de biblioteca, tuve una conversación informal con C.O. El tema, lo recuerdo bien, fue la novela American Psycho de Bret Easton Ellis (recomiendo leer Menos que Cero y Las Reglas de la Atracción, después se ha entrampado en un asunto de vampiros, chupasangres, chupacabras y chupacualquiercosa). Mientras yo me inclinaba por los asesinatos y la brutalidad del personaje, un yuppie desquiciado que empieza a matar sin motivos aparentes, C.O. se inclinaba por las cien primeras páginas de la novela, las que narran y describen los electrodomésticos y el recargado uso de marcas de ropa y de enceres inservibles. En un punto de no retorno de la conversación (esos momentos en los que es mejor callar para no amargar al interlocutor, más si es una dama que trata de ponerse interesante y culturosa) pensé secretamente en Yasuo Tanaka, el fenómeno cultural japonés de los ochentas de quien yo había leído la novela Nantonaku, Sentimiento Cristal (o “Cristal” simplemente, según las escasas traducciones al inglés), repleta de nombres de marcas y estribillos comerciales que es de donde copia American Psycho (publicada en 1991) todo ese discursillo marcketero. Obviamente, preferí callar, no había razón para convertirme en aguafiestas ni atropellar tamaña emoción por la incorporación de marcas en las novelas (aunque no lo crean soy muy respetuoso de la emoción ajena, así sea una emoción falsa o basada en un elemento chueco). Entre el consumista acartonado Easton Ellis y el protoconsumista del capitalismo oriental anti-Zen Yasuo Tanaka (no confundir con un politólogo decadente local), es claro que el segundo se lo lleva de encuentro, por lo menos es auténtico y le canta al mercado sin aspavientos. Es un enemigo declarado y se enorgullece de serlo. ¡Que le pasen las espadas de la crítica!
Por lo tanto, perdonando esas cien primeras páginas de American Psycho, lo mejor que tiene esa novela son los asesinatos: cómo cocina a una mujer y cómo degolla a un niño, entre otros donde la sangre llega al río y al rostro sorprendido del lector. La parte final de la persecución donde los yuppies se mimetizan y se confunden (porque todos son y deben ser el mismo) y explotan autos y otros recursos hollywoodenses puede pasarse por alto y sólo sirven de “masa muscular” (o, mejor, grasa, “aceite de avión”) para la arquitectura del texto, el cuerpo escritural.
Hay que recordar que en el Perú en 1997 se publicó “Contraeltráfico” de Manuel Rilo que también apela con criterio cachaciento (y harta violencia callejera) al recurso de las marcas, aunque en su caso está más ligado a la moda y a las marcas de ropa de élite (Armani, Chanel, DK, Dolce Gabana, Valentino, etc.,); aunque (habráse visto) también apoya la industria nacional: “Terminé de vestirme. Me decidí por unas bermudas a cuadros Náutica. Un polo negro con un estampado de un bebé gruñón de Efetus (industria nacional), y unas zapatillas negras de Topaia. En la mochila metí otras prendas para la noche. Un jean desteñido de Canal y una camisa verde de Marithe Girbaud”. Contraeltráfico, El Santo Oficio Ediciones, pg. 106.
La incorporación abundosa y desenfrenada de marcas en la novela de Yasuo Tanaka marca un punto de quiebre de penetración del consumismo capitalista en el mundo creador novelero (lo “novelístico” lo dejamos en duda). Es una inyección aceitosa en la nalga rosada de la literatura. Esta incorporación, que podría tranquilamente funcionar como “publicidad” (algo así como en la cinematografía cuando enfocan relojes Rolexs, Lentes Ray bam, bolsos Louis Button, autos Audi, o zapatillas Nike, New Balance, All Star, Puma, lecoq sportif, etc., usando el celuloide como vitrina), es quizá el reverso de la propaganda anarquista de fines del siglo XIX donde la bomba era “la propaganda de hecho” narrado en la novela El Agente Secreto de Joseph Conrad (la explosión y por consecuencia la destrucción y la muerte eran la expresión de la disconformidad, eran la “vitrina” de la disconformidad. En el Perú, en un libro de Roger Mercado, leí que “las bombas son el grito de expresión de las masas oprimidas” ¿!). Hoy la “bomba sucia” (de uranio o plutonio) es la totémica publicidad que como un gusano electrónico o gusano triquinoso se mete en las conciencias de los consumidores (psicosociales dirigidas) para monitorearlos y obligarlos a comprar lo que sea. Compra o muere es la consigna de estos tiempos (la oligofrenia-paranoia-compradora ha establecido el roba, mata y compra), y aunque es una verdad de perogrullo, lo cierto es que en literatura los críticos y letratenientes callan lo que le conviene. A esto hay que sumarle los escritores sutiles que venden confort, formas de vida de sumisión y sujeción, estándares de conformidad y laxitud donde la rebelión o la disconformidad es sinónimo de terrorismo (este mote es un anatema global impuesto por el imperialismo global desde las épocas del actorzuelo y criminal, Ronal Reagan). Estos escritores sutiles (opuestos a los escritores MultiDrogosResistentes de la que ya he hablado en otro post: http://rodolfoybarra.blogspot.com/search?q=escritores+multidrogos+resistentes) no nos hablan de marcas porque se han tragado entero al sistema y excretan mierda, el bagazo sintetizado y libre de impurezas, la flora intestinal-mental con la que se escribe en estos días. Basta revisar los libros de las estanterías para darnos cuenta. La estética (capitalista) ha fagocitado la ética (¿socialista?). Nos debatimos en un mundo de apariencias donde el libro también es una mercancía manipulada por la reacción y por sus peritos psiquistas.

Pero no nos alejemos, ya habrá motivo para otro post sobre este punto.

Siguiendo con las marcas publicitarias en la novela moderna hay que tener en cuenta que en novelas urbanas como la de Rilo, lo que busca el autor (por contraste) es la ironía, la denuncia y sobre todo una gran carcajada sobre los atavíos que, en algunos casos, apenas nos distinguen de los monos. De todas formas, esperamos más Rilos y menos Tanakas (a la larga este último se hizo político, siempre lo fue, y llegó a ser gobernador de Nagano-Japón en el 2000, en su biografía consta que reprobó el ingreso a la universidad). Más escritores que puedan demoler las marcas, las modas, los criterios consumistas, el catecúmeno culto a los mp3, mp4, Ipod, noteboock, las cámaras fotográficas captadoras de sonrisas cosméticas y tanta estupidez que destruye y trastorna las conciencias de los jóvenes y no tan jóvenes. Y menos escritores que hablen de banalidades o de cómo se escribe una novela, (cómo flatulentea un plagiario regio (Bryce Echenique)) o historias pequeñoburguesas o ditirámbicas que a las justas reemplazan a las telelloronas mexicanas o los stand comedys de un fenilcetonúrico que se las quiere dar de payaso (Bayly).
La muerte de la cultura de la mercancía llegará de la mano de la educación, la lectura y de la conciencia de clase o en su defecto de la posición de clase del que ha decidido apostar por las mayorías engañadas y sometidas a la dictadura de la falacia. Recordemos aquella frase de Lenin cuando dijo que “la burguesía nos vendera la soga con la que los ahorcaremos”. La literatura es, para los escritores e intelectuales del pueblo, la soga que se apretará en el cuello de la mentira. Sólo nos salvará la lucidez porque la ignorancia es entreguista y hueleguiso: calla, otorga y se pone en la cola para cobrar por los favores. Por eso entendemos a todos esos escritorzuelos que se lamen como perros entre ellos, aquellos poetastros que le cantan a “las patitas de la hormiga” o a la luna (como aquella canción del toro enamorado), aquellos blogers acojudados que no hablan de política porque no quieren “ganarse” problemas (y si hablan es para defender un sistema seudodemocrático, gusanera de tanto mediocre y que hiede a berrinche).
Quisiera acabar, asumiendo una “propaganda de hecho” escritural, con una cita de Condorcet que aparece en “Los Muros Tienen La Palabra”, periódico mural de La Sorbona en mayo del 68. Recopilación de Julián Besancon, Editorial Extemporáneos, pag, 159:

“La Humanidad sólo será feliz cuando el último capitalista sea colgado con las tripas del último izquierdista”.

Continuará.

COLOQUIO INTERNACIONAL "FRANCISCO IZQUIERDO RÍOS"

Acabo de recibir este correo de mi amiga Gladys Flores sobre este evento a Pancho Izquierdo (un homenaje también para su familia, y entre ellos mi gran amigo Francisco Izquierdo, hijo del fallecido pintor Francisco Izquierdo López, guitarrista clásico y amante de la literatura):
Estimados amigos: os invito al Coloquio Internacional Francisco Izquierdo Ríos que se realizará este jueves 26 y viernes 27 de agosto en la Casona de la UNMSM (Parque Universitario). Les adjunto la programación del Coloquio.
Un dato esencial: durante los dos días del Coloquio, se realizará una exposición biobibliográfica de la obra de Izquierdo. Espero verlos por allí, y con afán en la clausura, para brindar con algunas copas de ¡chuchuhuasis santificados y divinos! Es menester de este modo celebrar la memoria de mi paisano, Pancho, el viejo!!!
Saludos estoicos bravíos de pétalos en más de menos, Gladys F.







jueves, 12 de agosto de 2010

EN EL "BAR ZELA"

Primo y Pancorvo en departición catártica

Nos vemos este viernes a las 8 y 30 pm., en el bar Zela de la plaza San Martín. Ahí estará el polígrafo José Pancorvo, el Primo Mujica y este bloger. Antes, me avisan de que habrá una concentración en "El Averno" (jirón Quilca 237), ésta será a las 7 pm. con presencia de la policía nacional que estará presente en acto de desagravio. Aquí el comunicado:


Este viernes 13 estará en El Averno el Coronel Carlos Remy, a las 7 pm. Él presentará disculpas por lo sucedido el sábado pasado. Destrozar la puerta del Averno, maltratar a Leyla e interrumpir el concierto. El tema es serio, han sido meses de zozobra vividos en la calle Quilca. En esa medida, como gestores culturales, decidimos mirar hacia adelante, escuchar las palabras del Coronel e implementar el mecanismo de diálogo y coordinación por él ofrecido, incluida las jornadas de capacitación para la policía bajo su mando. Los invitamos a este acto público, será oportunidad para demostrar que, artistas, gestores y público asiduo de la calle Quilca, sabemos escuchar y dialogar con respeto para llegar a acuerdos, para mejorar la zona y fortalecer la escena. Que sea un acto histórico y que quede como ejemplo para replicar en otros ámbitos.



miércoles, 11 de agosto de 2010

SOLIDARIDAD CON "EL AVERNO"




Como es de conocimiento público “El Averno” viene siendo atacado continuamente por la municipalidad de Lima y la pnp, ellos aducen, entre muchas cosas, que en el local hay elementos de mal vivir, drogadictos y “paseros” (vendedores de droga). También se ha hablado del contrato ilegal que pone en situación de ocupas o invasores a los directivos de “El Averno”. De todas estas informaciones quizás la última, salvo algunas inexactitudes, sea la única que se aproxima a la verdad. No obstante, según investigaciones de este bloger, tanto Leyla Valencia como Jorge Acosta directivos y manejadores del local, han referido que todos los ataques anteriores (como este último) han dejado graves pérdidas económicas e incluso lesiones al cuerpo (como el caso del “chato Víctor” bajista de PTK a quien se le tuvo que enyesar la pierna en una de las “intervenciones” pasadas efectuadas por lumpenes contratados), aparte de la sustracción de objetos artísticos (como el cuadro de Miyagui donde una policía de tránsito luce un casco con la “A” de la anarquía y un lema que reza: arte, vida, política,ética, etc., que la policía ha interpretado como una "ofensa"). Todos estos atropellos están consignados y denunciados tanto a nivel mediático como policial (paradoja: ¿cómo se acusa a la policía cuando la policía es la misma causante del desorden público y atropello contra los ciudadanos?). En todo caso, he comprobado (conversando con un músico de confianza de los directivos del local) que ellos estarían en situación de trasladarse a otro local si es que le reparan (en efectivo) todos los daños y atropellos cometidos contra este local que difunde el arte contracultural y otra manifestaciones de carácter político. Todo esto se estaría moviendo a nivel judicial (de ahí los ataques virulentos para ablandar a la gente de "El Averno" y obligarlos a emprender la retirada).
Extiendo mi solidaridad a Leyla Valencia y al “negro” Acosta esperando que la municipalidad de Lima y el ministro del Interior solucionen de una vez por todas este problema (el de la policía y de los lumpenes) que atenta contra la difusión de las ideas y contra el desarrollo de artistas populares al margen de un Estado que no los apoya, y, que, por lo menos, debiera dejar de agredirlos.
.

The Quakes-Psychobilly Jeckyll and Mr. Hyde


martes, 10 de agosto de 2010

PRESENTACIÓN DE PDA Nro 66-67



EL PASAJERO SUBTERRÀNEO
EL PRIMO-MUTANTE
& RADIOFELIXMENDEZ


PRESENTAN Y NO REPRESENTAN A:


-EL “NUEVO POETA MAYOR”: LUIS “EL PRIMO” MUJICA

-DR. JOSÈ PANCORVO BEINGOLEA


-RODOLFO YBARRA




EN EL EVENTO:

KON LAS ARMAS DEL ESCRITOR



PERFORMANCE:

“EL ESCRITOR ESTÀ HECHO UNA MIERDA” (FÈLIX MÈNDEZ)


PRESENTACIÒN:

POETAS DEL ASFALTO NRO. 66-67



DÌA:

VIERNES 13 DE AGOSTO DEL 2010



LUGAR:

BAR ZELA

SITO EN AV. NICOLÀS DE PIÈROLA 961

(PORTALES PLAZA SAN MARTÌN)


INGRESO LIBERADÌSIMO



LÈALOS OÌGALOS VEÀLOS EN :



http://lozpoetasdeazfalto.blogspot.com



www.youtube.com/lozpoetasdeazfalto


.

SOBRE LA MÁQUINA "ORIGINAL ODHNER"


Les presento mi máquina “Original Odhner” para sacar cuentas (una especie de computadora primitiva para resolver ecuaciones matemáticas). No usa corriente ni combustible, es totalmente manual, solo hay que aprender a mover las manivelas y colocar correctamente los indicadores numerarios. Nada de otro mundo, el único “inconveniente” –si lo podemos decir así—es el peso, alrededor de 5 kilos. Este invento se hizo en la Rusia del siglo XIX, en base a un diseño de Pascal del siglo XVII (una caja con una hilera de discos numerados como los teléfonos antiguos), y duró hasta los años sesentas del siglo pasado. Un sueño de los primitivistas (Jhon Zerzan) que debería de volver.
Para los interesados les dejo este link para ver otros modelos: http://www.xnumber.com/xnumber/pic_original_odhner.htm
.

GOLPEAN AL "AVERNO"



La noticia es de La República:



Denuncian violento operativo en “El Averno”

EXTRAÑO. golpearon a la propietaria. Sin una orden judicial PNP y serenos entraron a centro cultural.

Nuevamente la Policía y la Municipalidad de Lima se encuentran en el ojo de la tormenta por abuso de autoridad y violencia desmedida. Las voces que los acusan vienen de “El Averno”, pero no se equivoque al pensar que provienen del lugar donde habitan los demonios.

Se trata del conocido centro cultural ubicado en el jirón Quilca, a media cuadra de la plaza San Martín, lugar al que más de veinte policías ingresaron pasada la medianoche del sábado como parte de un “operativo antidrogas”.

Leyla Valencia informó que los agentes, apoyados con camiones de la comuna capitalina y sin una orden judicial, rompieron la puerta del local que administra desde hace 12 años. En ese instante, cuenta, más de cien personas disfrutaban de un concierto de rock alternativo. Según Valencia, la incursión se tornó violenta.

“Me agredieron como si fuera una delincuente. Me han golpeado delante de mi hijo y para colmo nos acusaron de vender drogas sin prueba alguna”, indicó al agregar que los efectivos se llevaron obras de arte y dinero en efectivo.

viernes, 6 de agosto de 2010

GAS DE CAMISEA, UNA FLATUENCIA MÁS DEL ESTADO CRIOLLO






Para entender el problema del gas hay que analizar el por qué el gas se vende al exterior a 0.53 centavos de dólar; sin embargo, a cada peruano nos cuesta 3 dólares adquirirlo. El primer Ministro, Vásquez Quesquén, dice que hay que pensar en la cuestión técnica y en las tuberías y otros asuntos de ingeniería en el que el Perú está capacitado de poner en práctica. Pero, oh casualidades del destino, oh sorpresas, nadie quiere hacerlo porque ya se firmaron los contratos entreguistas y vendepatria, y no hay marcha atrás. Por ello, el levantamiento del Cuzco es legítimo. No es posible que en el lugar del cual se extrae el gas y que cuenta con reservas cuantísimas [8.8 trillones de pies cúbicos de gas (TCF en inglés). De ellos,, 6.9 TCF corresponden al lote 88 y 1.9 TCF al lote 56] los habitantes de Camisea cocinen con leña o estén obligados a pagar hasta 22 dólares por balón de gas. Miremos a nuestros vecinos: mientras el Perú paga 32 soles por balón de gas en Ecuador está a 3.39 soles, en Venezuela: 4.48 soles, en Colombia: 8.13 soles, en Paraguay: 14.72 soles, etc., etc. Hasta Chile que no produce gas alguno tiene el gas más barato que nosotros: 20.22 soles. En dónde quedaron las aportaciones directas de los ciudadanos de este país que vía el recibo de luz entregamos todos los meses para que el gas de Camisea signifique un ahorro a nuestros bolsillos y una posibilidad de desarrollo. Quién es ese salvaje que está dirigiendo nuestra política energética. Que lo saquen a patadas y de una vez por todas.
De seguro, algún entendido dirá que hay que hacerle la venia a las empresas extranjeras porque están trayendo capitales y prosperidad a nuestra patria; pero una cosa es inversión y otra explotación. Una cosa es utilizar los capitales para construir el desarrollo y otra utilizar la inversión como gancho para robar y destruir (el caso del miserable industrial chino Chen Jiahong, vicepresidente del Grupo Zijin --dueña del proyecto Río Blanco en Piura-- que ha sido metido en la cárcel es una prueba directa de cómo trabajan estos purpurados). Aunque es cierto que los diferentes tipos de gas varían en sus formas: GLP (gas licuado de petróleo, 70% de propano y 30 % de butano), GN (gas natural, 97 % de metano), Gas Propano, etc. No obstante, es posible convertir y usar el gas que producimos adaptando y fabricando convertidores, exigiendo mediante ley (y, sobre todo, sincerando los precios), por ejemplo, al parque automotor, el uso del gas que producimos, más sano y ecológico que quemar petróleo o gasolina. Y por último, no tenemos por qué exportar un producto que es más necesario aquí. La lógica es satisfacer primero el mercado interno y luego exportar lo que nos sobra. Cualquier otra lógica es una farsa, una triquiñuela vendepatria.
-----
PD: La represión, el arma para evitar y silenciar las protestas, llegó al Cuzco. Aquí la noticia de Andina:



Efectivos de la Policía Nacional redoblan la seguridad en los parques arqueológicos y Centro Histórico de Cusco, a fin de garantizar el orden ante la llegada de manifestantes provenientes de Quillabamba, capital provincial de La Convención, quienes acatan un paro contra la exportación del gas de Camisea.


El jefe de la Región Policial de Cusco, coronel Jorge Tejada Redhead, informó que unos 150 agentes de la comisaría cusqueña mantendrán el orden en la plaza de armas y el Cercado.


También se resguarda las instalaciones del aeropuerto internacional Alejandro Velasco Astete del Cusco, precisó.


Dijo que personal policial y administrativo de las comisarías harán lo propio en cada una de sus jurisdicciones, dotando de protección a los locales de instituciones públicas y privadas.


Por su parte, efectivos de la Policía de Turismo brindan seguridad en los parques arqueológicos, así como a los visitantes.


Para evitar desmanes unos 150 efectivos acompañaron al grupo de manifestantes que partió de Quillabamba rumbo al Cusco, informó la agencia estatal.


Los huelguistas tienen previsto hacer movilizaciones en el Centro Histórico del Cusco, así como efectuar una marcha hacia el gobierno regional y la Gobernación.


En tanto, unos 300 efectivos mantienen la seguridad en el centro poblado menor de Kiteni, en el distrito convenciano de Echarate, en el que días antes se registraron hechos violentos.


En estos momentos, los promotores del paro se reúnen en la ciudad de Quillabamba para evaluar levantar su protesta. Andina

martes, 3 de agosto de 2010

UN MAL RECUERDO DE LA IZQUIERDA I



El origen de la palabra "izquierda" (lejos del “logaritmo de las ideas” de Ortega y Gasset) corresponde a las asambleas francesas del siglo XVIII y principios del XIX cuando a la derecha del Presidente se sentaban los amigos del Rey, de la monarquía y del mantenimiento de las instituciones tradicionales; y a la izquierda, los revolucionarios quienes a la larga lograron decapitar al déspota Luis XVI. De esta forma surgieron los conservadores (ansiosos de preservar el status quo) y los liberales (empeñados en el cambio y la reestructuración de los poderes) quienes en el siglo XIX, en 1830, en el Paris de las barricadas, sustituyen a los Borbones por Luis Felipe de Orleáns. En el Londres de 1832 logran la reforma desbarrancando a los “tories” (no nos olvidemos que la primera revolución industrial enceguecida por la acumulación metálica no hacía distinción entre mujeres, niños y ancianos, a los cuales veía y ve sólo como mano de obra, como carne de cañón para las usinas capitalistas). En España en 1868 despachan al exilio a Su Majestad, Isabel II. En el Perú, según cuenta el pusilánime Basadre, el liberal por excelencia fue José Gálvez, héroe del combate del 2 de Mayo.
A pesar de todo el esfuerzo desplegado por los primeros liberales, la imagen romántica de la izquierda se trasladó al mundo de las “ideas organizadas” con el equinodermo Karl Marx (motivo que ya he discutido directamente con algunos marxistas de respeto, en algunas revistas y en este blog).
Uno de los problemas de la primera izquierda comunista en el Perú fue el de impulsar el separatismo proponiendo la República Quechua y la República Aymara en los años 30, hecho que pocos historiadores han revisado y que merece mayor atención. Sin embargo, este partido, llamado primero Partido Socialista por Mariátegui (quien tiene problemas con la Tercera Internacional celebrada en Montevideo, motivo por el cual se separa), tiene a lo largo de su existencia, una suerte de errores y comportamiento verdaderamente servil y reaccionario. No nos olvidemos que el PC apoya a Manuel Prado en las elecciones de 1939; a José Luis Bustamente y Rivero en 1945, ganando con ellos unas cuantas migajas congresuales y marcando el camino a seguir por estos izquierdosos vendepatria, acomodaticios y vergonzosos ganapanes que han desviado las verdaderas luchas del pueblo peruano.
Este partido con cabeza de ánfora que sobrevive a los gorileos de Odría (quien pone fuera de la ley a la primera Apra y al PC) no la pasa mal en los años sesenta. En 1962 se engancha erróneamente con el llamado Frente de Liberación Nacional que empuja la candidatura del general César E. Pando Egúsquiza y fracasa en su intentona burocrática de lograr alguna curul.
En el 63 apoya decididamente al candidato (derechista, entreguista y cojudizante) Fernando Belaunde. Y durante el gobierno militar de Velasco entra en colaboración eficaz en esa estupidez militarista que destruyó al país, desarticulando a los movimientos obreros y creando una nueva central de trabajadores representantes de la Revolución Peruana (CTRP)¿¿??.
En 1978, una vez concluido el experimento reformista de Velasco y el turiferario de Bermúdez Cerruti, obtiene seis míseras curules de un total de cien. Esto los anima un poco en la búsqueda por acomodarse en el poder (y no como dice Santiago Pedraglio ex comunista, ex izquierdista, ex marxista, ex cualquier cosa, que creía en esta izquierda oportunista ansiosa de formar parte del dominio burocrático y supuestamente representar al pueblo pobre, oprimido y olvidado).
No obstante, la izquierda se encontraba atomizada y fracturada en un sinnúmero de ideologías y variantes marxistas (incluido los stalinistas que vio clases sociales donde había universos étnicos y culturales) y busca urgentemente no perder su representación parlamentarista y forma el seudo frente llamado Izquierda Unida con las que participa en las elecciones municipales de 1980 y 1983 donde logran colocar de alcalde a Alfonso Barrantes Lingán (el líder clásico de hablar pausado y pretensiones politiqueras quien impone el lema del vaso de leche que nos hace recordar al pan grande de Billingurst), y, también, en las presidenciales de 1985 donde sirve de bandeja y de tabla de rebote al genocida acromegálico Alan García.
En la actualidad la izquierda peruana (que busca “socializar el neoliberalismo” y convivir “pacíficamente” con la derecha cavernaria) es un cadáver fétido y agusanado que (al igual que la derecha burocrática y compradora) necesita ser enterrado. Simplemente, aquí no hay izquierdas; lo que hay son farsantes enmascarados, lobos disfrazados de cordero, diletantes falsarios con doctrinas encubiertas, una izquierda de juguete al servicio de carcamanes y de caudillos provincianos que nos sonríen con rostros grasientos desde las pancartas y gigantografías de cualquier esquina.


Continuará.


.

lunes, 2 de agosto de 2010

LETRAS NUEVAS DE ARGENTINA. Boletín Nº 10

De mi correo personal:

LETRAS NUEVAS:

Te invitamos a visitar nuestro sitio web
y leer el número 7 de la Revista Literaria

http://www.letrasnuevas.com.ar/RevistaLiteraria07/indexrevistaliteraria7.htm

Desde ya estás invitado a participar en los siguientes números.






.