BLOG DE

viernes, 27 de marzo de 2015

50 SOMBRAS DE GREY O 50 PATADAS EN EL CULO, COLUMNA PIRATA EN LIMA GRIS

50 SOMBRAS DE GREY O 50 PATADAS EN EL CULO (Solo para adultos)

Precedida de una enorme orquesta publicitaria, polos, carteras, baratijas, llaveros, souvenirs eróticos, etc.,Cincuenta sombras de Grey (50 SG) se exhibió en los cines de Europa, Estados Unidos y Latinoamérica. Valgan verdades, este tipo de películas no buscan captar la atención de los críticos (honestos o no aceitados) y mucho menos su aprobación, sino, muy por el contrario, se sostienen en el escándalo y en las reacciones en cadena o efecto dominó, que, casi siempre, terminan machacando sobre la libido o sobre la violencia y “mejor” si son las dos cosas a la vez: “sexo a balazos” con una pizca de “manual de autoayuda”: consejos mínimos o moralejas que puedan servir para el común denominador, esto es, para el hombre o mujer estándar que va al cine para olvidarse de sus problemas, para relajarse o para tener algún pretexto para besar o arrumarse con el (la) enamorad@.

50 SG, de Sam Taylor-Johnson, es una película rosa que se agarra de la vieja fábula de La Cenicienta –o la Natacha, de Ofelia Lazo, si quieren–, donde una estudiante, trabajadora de una ferretería y que comparte cuarto con una amiga, se enamora casualmente, en una entrevista para una publicación universitaria, de un empresario multimillonario, joven y apuesto: Christian Grey (Jamie Dornan), pero con “extrañas” costumbres: él no “hace el amor”, él “coge con fuerza”, fornica y no se enamora, cuestión que deja en claro y que repite tautológicamente como para que se entienda y no haya mayores problemas. Y, para añadirle una cereza a esta torta de bromato, defectuosa y peor presentada, la joven enamorada, Anastasia Steele (Dakota Johnson, hija de Melanie Griffith), es pobre y su única riqueza, aparte de su nombre de princesa rusa, consiste en su virginidad, la que está dispuesta a ofrecer-ofrendar sin nada a cambio, o quizás sí: por un poco de afecto.
El drama o melodrama en algo que ya de por sí es un adefesio consoftporn o mummy porn (porno para mamis) –en nada equiparable a las otroras Historia de ONueve semanas y mediaEl imperio de los sentidos, oEl último tango en París– consiste en que Grey intentará convencer a Anastasia de que tiene que firmar un contrato en el que están estipuladas todas las cláusulas o, mejor dicho, todas las formas en que se realizará el “coitotécnico”, porque cualquiera que esté con él “no puede sentarse una semana” (Christian Grey dixit). Así, entre los puntos de un largo acuerdo, que más parecen las pautas que debe seguir una actriz porno triple x experimentada, se establecen torturas, juegos de bondage, sumisión, disciplina, fifting, sadomasoquismo, etc., etc., detallados punto por punto, y con uso de herramientas y sofisticados aparatos por utilizar. Asimismo, aparece una dieta que la firmante tendrá que respetar y varios detalles, como visitar a un ginecólogo que él mismo recomienda, lo que, por un momento, nos hace pensar que Grey puede ser un psicópata, un experimentado y cuidadoso violador o un serial killer.
Es claro también que, desde un inicio, Anastasia, la estudiante enamorada, se deshace en un juego de deseos, sudoraciones, blanqueamiento de ojos, efluvios y tremores, que hacen entrever que hay una comunicación perfecta de señales eróticas, que, en la común lógica, debieran acabar en el lecho amatorio, pero la razón contrafáctica es que Anastasia, concluyente de la preparatoria, es virgen y, por lo tanto y dado lo especialdel caso, el que domina se verá, primero, sorprendido y, luego, subyugado por este detalle, con lo que se constituye así la vieja paradoja del cazador cazado. A partir de ahí, se desarrolla un cortejo-enamoramiento como el de cualquier pareja común, con el detalle del lujo y las excentricidades propias de un habitante del jet set: paseos en aviones privados, cenas en restaurantes cinco tenedores, regalos opulentos y autos deportivos por docenas.
Por su parte, Christian Grey no pierde la oportunidad para hacerle recordar que tiene que firmar el contrato. De este modo, le hace conocer su cuarto secreto, donde están todas sus piezas sadomasoquistas, a la vez que confiesa que es adoptado y que tuvo una infancia dura. En algún momento, como para explicar el sentido autoritario de su carácter, refiere que tuvo una relación perversa con la amiga de su madre, quien, por varios años, lo sometió a sus prácticas de “disciplina” o “dominatrix”. De otro lado, Anastasia intentará que el “amor” prevalezca sobre las prácticas insanas, casi doblegando el carácter obsesivo-compulsivo y las formas de Grey, quien incluso le concede tener una salida juntos una vez a la semana, como si fueran novios, con cena y baile incluidos.
La persistencia de Grey, unida a la seducción y lucha de caracteres (Anastasia-ternura, Grey-autoridad), hará que Anastasia se someta al castigo del azote, que cuente cada uno de los latigazos que le caerán en el bajo derrière, lo que se consuma en un acto de unilateral placer por un lado y decepción por el otro, por lo que el rompimiento deja poco para la imaginación o para algún desenlace sorpresa. Y una relación que empezó al abrirse la puerta (otro trasnochado artilugio, sumado al forzado encuentro inicial donde la amiga se “enferma” para ser suplantada por Anastasia) se cerrará con las miradas cortadas por el ascensor y sin posibilidad de retorno, al menos en lo que va de este capítulo hecho película en la ya anunciada y escrita trilogía. Colección compuesta porCincuenta sombras de GreyCincuenta sombras más oscuras y Cincuenta sombras liberadas, y redactados por una fanfiction (textos escritos por fans) de la serie Crepúsculo: E. L. James, autora de 50 SG, quien ha derrotado en las ventas incluso a Harry Potter, con 40 millones de copias vendidas solo del primer tomo y con derechos comprados en 37 países, y ha desatado el interés de escritores como Bret Easton Ellis (Americam PsychoMenos que cero), quien se propuso para hacer el guion y terminó escribiendo para Paul Schrader y su The Canyons, inspirada, cómo no, en 50 SG con un añadido mayor de sexo y crimen.
Si la pregunta final es cómo así una película de este tipo, que más parece un manual de ginecología de adolescentes o el backstage de Victoria’s Secret, ha logrado un éxito demoledor y global, la respuesta solo se encuentra en el sistema económico y en el sachaorden imperante, donde elmass media dirige el tránsito de los gustos y la capacidad de pensar se ha endosado a la capacidad de sentir o disfrutar la vida (“Vive la vida y no esperes que la vida te viva”, decía Susy Días); entonces, es más fácil digerir un producto que no te cuestiona nada ni propone nada y que, además, te da la oportunidad de descubrir que el-placer-(goce)-tiene-diversas-formas. Y que el erotismo puede ser lo mismo que siente un cerdo en celo por su yunta. Siente, magrea y no pienses parece ser el mensaje subliminal que, en 50 SG, encuentran y entienden muchas jovencitas y amas de casa, es decir, una telenovela muy acorde a estos tiempos para olvidar la presión del trabajo, la rutina o el tráfago monótono y repetitivo del hogar, sentándose a ver un mamarracho con las manos entre las piernas o la entrepierna, tomando Coca-Cola y chacchando palomitas de maíz, y para olvidar también que es el sistema y no el o la amante quien les da latigazos en la espalda o patadas en el culo.
 259 1 0 26078900000
Author: Rodolfo Ybarra
Rodolfo Ybarra
Rodolfo Ybarra. Ha estudiado matemática pura, física, electrónica y comunicaciones. Ha publicado una veintena de textos entre novelas, cuentos, poemarios y ensayos. Ha dirigido un programa de televisión de contracultura y política, y editado revistas y fanzines. Se expresa también vía el vídeo y la música. Desde el 2007 maneja el blog www.rodolfoybarra.blogspot.com.
Share This Post On

lunes, 23 de marzo de 2015

ENTREVISTA EN KUNTUR ROCK



Muchas gracias a mis viejos y queridos amigos Dalmacia Ruiz Rosas y Piero Bustos, por la entrevista en Kuntur Rock; fue como hace 20 o 30 años, o como los Lunes del Sapo en Las Rejas noventeras, solo faltaron nuestros hermanos Juan Ramírez Ruiz, Hudson Valdivia, Josemári Recalde, Juan Vega... La lucha continúa.
  

GRAVE ACCIDENTE EN HUARMEY


Me envían, por inbox, esta foto sobre un grave accidente que acaba de ocurrir en Huarmey hoy lunes 23 de Marzo, tres vehículos interprovinciales chocaron con un camión frigorífico. Hay más de 40 muertos y 70 heridos. Los hospitales cercanos han colapsado. El gobierno acaba de decretar "Alerta Roja" para poder atender y evacuar a Lima a los heridos.

domingo, 22 de marzo de 2015

PERÚ CUCARACHAS TV



El último programa de El Último Pasajero excedió, con creces, todo tipo de soporte ético, moral y, cómo no, asqueante y vomitivo, obligando a una menor de edad, estudiante de colegio nacional, a comer una “ensalada de cucarachas”, bajo la presión de los miserables conductores Adolfo Aguilar y Jesús Alzamora y las modelos argentinas que reían nerviosas y no podían creer lo que estaba sucediendo en plena televisión al aire, a vista y paciencia de los estoicos padres de familia que se encontraban en el set y de las sachaautoridades que nada dicen ni nada dirán de este estercolero y antro de humillación público donde los pobres o neoesclavos tienen que hacer lo que sea con tal de conseguir unas cuantas monedas o un viaje a Cancún.
Muchos recordaron los peores momentos de la televisión peruana insuflados y aherrojados desde el inefable Augusto Ferrando y sus chistes racistas hasta llegar a ese monstruo mecánico llamado Laura Bozo y los lamedores de axilas, noticia mundial que nos hundió en el lodo de la estigmatización racional y nos ubicó como monos o pre-humanos. Tradición que continúan, con mucho esfuerzo y dedicación, esos programas excrementicios Esto Es Guerra y Combate que exhiben porno soft y estupidez a raudales, cuerpos con anabólicos y nalgas y tetas infladas con siliconas. Para qué más, si el conocimiento y la reflexión no son comerciales ni se pueden tratar como commodities porque, para ellos, el capital simbólico (conocimiento) es peor que nada.
Pero, si el horror es ver comer cucarachas a una niña humilde, uno encuentra que este programete va en horario familiar y hace tiempo que se ha convertido en un lugar común de bullyng y vejación permanente donde los profesores y alumnos son obligados a comer gusanos o pizzas con grillos, o son denigrados y ridiculizados cortándoles el pelo al rape o poniéndoles, contra su voluntad, piercings, como ocurrió con un modesto profesor del Melitón Carvajal, colegio que, al parecer, ha sido el más vejado de todos los centros educativos en lo que va de la última temporada y, por ello mismo, ha sido considerado el “ganador”. O sea, la cuestión lógica cartesiana es: mientras más te arrastres, más posibilidades de ganar; mientras más estés cerca del desagüe, más cerca estarás del triunfo.
El Último Pasajero es la miseria humana en su máxima expresión, hez y boñiga que nos enseña que ya nada se puede hacer por corregir un desagüe que ha colapsado en toda su estructura y nos embarra con su mierda por todos lados, pues la televisión peruana es reflejo exacto de la clase política, la angurria del empresariado, la viveza criolla, la delincuencia juvenil, la corrupción endémica, la minería extractiva y explotadora, la iglesia de Cipriani, la policía que avala y promueve el crimen y el sicariato; los líderes de opinión, con sueldo fijo, pagados por la gran patronal para decir lo justo y lo exacto, etc., etc.
Por cierto, El Último Pasajero pertenece a GV producciones, o sea Gisella Valcárcel producciones y uno de sus rostros visibles fue (o es) el héroe mediático Ricardo Morán; fue nominado al Premio Luces de El Comercio en 2011 y recibió el Premio a la excelencia Anda (Asociación Nacional de Anunciantes) en 2012. Y de bonus track, uno de sus principales auspiciadores es la Universidad San Ignacio de Loyola (USIL), de Raúl Diez Canseco.  En pocas palabras, El Último Pasajero es una muestra de que el Perú avanza en contubernio y con aceptación de todos, pero hacia atrás, al abismo, a la cloaca, al erebo o al infierno.


miércoles, 18 de marzo de 2015

ENTREVISTA EN "CRONOPIOS Y FAMAS", BLOG DE RPP NOTICIAS.



INTERROGATORIO A RODOLFO YBARRA, POLÍGRAFO, MATEMÁTICO, ESCRITOR Y PSICOPOMPO SUBTERRÁNEO

Entrevista realizada por el comité central de Poetas del Asfalto: Richie Lacra, director fundador; Primo Mujica, director en jefe; y Miguel Fegale, adjunto asistente a la jefatura.
1.-¿Cuál es su responsabilidad con el fanzine PdA? ¿Se debe continuar el combate a punta de goma, sudor y papel, así los PdA no tengan los medios, logística, tiempo y poner en riesgo la salud y relaciones familiares?
La responsabilidad de todo lector es la de leer-devorar-fagocitar toda información disponible y/o no-disponible (“conspiranoicos”). En tanto eso, mi responsabilidad con los PdA pasa por la revisión de su abundante material excretado en veinte años de labor ininterrumpida, en zona de emergencia y a sangre y fuego. Pues, leer-es-un-deber.  Ahora, en tanto sujeto escritor y productor de contenidos, mi responsabilidad es la solidarizarme activamente con su trabajo y esfuerzo sobrehumano en donde se prueban todas las teorías de resistencia-resilencia, incluso las biológicas que empiezan en la microvida en el Serengheti y acaban en el cerro Armatambo o el cerro El Pino, lleno de tuberculosos y gente que ya se cansó de exigir ser tratados como ciudadanos. Por eso, los PdA son el capital simbólico esparcido, como el ántrax o carbunco, en las calles de Lima.
2.- ¿Con la derogatoria de la “ley pulpín” hemos descubierto una nueva camada de “talentos dormidos”, cómo se debería cuidar a esta nueva fuerza honesta de tanto político caníbal y engaña muchachos?
La masa crítica se renueva cada cierto tiempo con las nuevas hornadas de jóvenes. Es un proceso natural y cíclico. “La historia se repite dos veces, primero como tragedia, y, luego, como farsa”, decía Marx parafraseando a Hegel y dirigiéndose a Napoleón, aunque habría que agregar que la repetición también puede ser una ascensión o una superación evolutiva, aunque nada garantice que así sea. Es un albur. Los que pensaban que, luego del destazamiento mental progresivo e institucional, propuesto y promulgado desde el fujimontesinismo, la juventud perdería todo sentido político e ideológico, se equivocaron rotundamente. Es claro que no estamos hablando de una juventud politizada o partidarizada que irrumpe con los métodos “revolucionarios” y tradicionales sobre una realidad que les (nos) parece asqueante. Acabamos de ver también el nuevo fracaso de los políticos-zombies y demás cadáveres vivientes quienes como los ectoplasmas, los entofágicos o los parásitos cordyceps, trematodes o los leucochloridium, han querido volver a la vida política y seguir larvando las luchas sociales.
Ante este panorama, los jóvenes han sabido organizarse para la protesta. Curiosamente, el hecho que permanezcan activos, significa que no necesitan que nadie los proteja. Ellos se protegen solos. Todo organismo vivo encuentra su escudo o genera algún tipo de coraza, triquiñuela, ilusión óptica o engañifa, ante los predadores. Pero siempre estaremos vigilantes, sobre todo porque el estado putrefacto sigue usando la represión como herramienta de “control social” y doblegación ante la inconformidad. Vivimos como en Orwell o “soñando con ovejas eléctricas” como en Blade Runner, la película de Ridley Scott.
3.-Hay dos tipos de escritores: los de escritorio, oficina, cafecitos; y los de mochila y suelas trajinadas. ¿Para usted, cuál es el más sincero?
De repente, hay más tipos de clasificación de escritores y, seguro, una taxonomía avanzada debería apuntar a poner en evidencia que el escritor reaccionario no puede o no debe producir arte sobre la miseria de las mayorías o capitalizando el hambre y el olvido de 30 millones de peruanos (y unos ocho mil millones de seres humanos, si miramos en macro). El arte pasa por la preservación de la vida y el canto a la belleza que es también el canto a la vida. No se trata solo de técnica o de amontonar premios o vender libros. El libro de más, decía el Cronopio. Quizás por eso, debido a mi formación política, ideológica y/o militante, yo creo que el escritor debe de tener ética sin alejarse de la estética o del dominio de la lengua, de la palabra y del Logos. El escritor más sincero será el que escriba con corrección política y corrección lingüística o, el que habiendo superado estas formalidades escriba del ser humano para el ser humano.
4.-Se dice que el escritor es bohemio, noctámbulo, solitario. ¿Vale la pena publicar en este país donde tienes todo en contra y muchos optan por pasar a la “clandestinidad” y ser escritores subterráneos alejados de la tv-radio-prensa, es valorable o suicida?
Publicar un libro en el Perú es un acto de masoquismo, un suicidio o un crimen. El nivel de lectores es ridículo, tanto cuantitativa como cualitativamente y lo hemos visto en los test y cuadros estadísticos de comprensión de lectura. La clandestinidad siempre es un mejor lugar o un no-lugar, si queremos volvernos distópicos, un espacio que no admite quejas y ayuda a permanecer activo en la escritura, lejos de los criterios de las “editoriales”, el mercado y sus tentáculos y todo ese manierismo de seudopensamiento que contamina al creador.
5.-El centro de Lima emana cultura, belleza siniestra y decadencia con orgullo. La Lima prisionera, los artistas y ciudadanos ¿por qué dejan morir el mítico y legendario Barrios Altos cuna y casa de artistas que amaron a este país? Y a nosotros, ¿qué nos toca hacer para salvarlo?
Lima tiene muchos lugares que solo importan en campañas electorales donde todos esos monigotes y tentetiesos acuden a avisarnos de lo bien que estaremos con ellos cuando los elijamos como nuestras autoridades. Pero, todos sabemos que esos politiqueros no harán nada y, más bien, darán leyes a su favor, harán lobbys, cabildeos, clientelismo, beneficiaran a sus amigos y terminarán robando a diestra y siniestra. Esta es una constante en la política peruana que atraviesa a los servidores públicos de más bajo rango hasta el presidente que casi siempre termina siendo el infiltrado o asesor de alguna empresa o, peor aún, un representante directo de la reacción o del poder falogocentrista o “patriarcabro”.
6.-Ante el crecimiento económico de este país fragmentado, donde el rico se hace más rico y el pobre más pobre, la involución cultural es un hecho así haya aumentado el trabajo, sueldos y centros comerciales pareciéndonos a la decadente cultura norteamericana “cuanto vales, cuanto tienes”. ¿Cómo salvarnos de la tv basura y los gobiernos basura y luchar por la cultura?
El neocapitalismo oligofrénico, viejo lobo disfrazado de ganado ovino, ha convertido en producto de compra-venta a la cultura y la ha depreciado, malbarateado y ridiculizado; quien no piensa como ellos, termina siendo marginado o siendo objeto de escarnio de las mayorías enajenadas o embrutecidas por el mass media y sus malditos tenedores. No es in ser “culto”, leer o ser crítico. Y en su reemplazo se ha puesto programas chatarra de televisión o se ha falseado la historia y la literatura. Y así como hay una historia escrita por los vencedores, así, también, hay una literatura escrita por los vencedores o sus aliados, sirvientes o felipillos.
Si tú revisas los currículos de los colegios y universidades, te darás cuenta que todo conspira para convertir al hombre moderno en un esclavo funcional y servil que solo sabe lo que le toca y que no puede hacer nada por el prójimo porque siente que el fracaso del otro (o su marginación absoluta) es su problema y no un asunto que le concierne. La máquina, por cierto, tiene a sus teóricos, psicólogos, psiquiatras y una sarta de pobres diablos y sachagurús que se llenan la boca diciendo que el trabajo, el esfuerzo y la felicidad tienen una relación de silogismos; pero esto no es verdad y puedes encontrar a millones de personas que trabajan, que se esfuerzan toda una vida y no encuentran más que miseria, muerte y olvido.
Por ello, la lucha por la cultura debe estar inscrita en la lucha contra el sistema. No se puede luchar contra las patas o con la cola del monstruo sin combatir al monstruo en su conjunto. No podemos quedarnos en la parte sin ver el todo.

***
7.-¿Cómo así Ud. Conoció a “los poetas del asfalto”?
Los poetas del asfalto nacieron en el centro de Lima que era mi lar por naturaleza. Eran los años de Las Rejas, el Queirolo; los debates literarios y la agudización de la represión post la captura de Abimal Guzmán. Acordémonos que el primer PdA lo hizo el músico y poeta Melancox, que, por esos años, y, aún, ahora mismo, es la cabeza visible de ese gran grupo Ilusión Marchita. Así es como recuerdo a los primeros PdA al que me invitaron a participar, pero creo que, en esos tiempos, mi urgencia pasaba por construir un imago mundi o unconfort –y no estoy hablando del plano físico– para desarrollar música concreta, rock ácido no-lisérgico con poesía. Además, estaba terminando de escribir un ensayo sobre el nuevo orden internacional y el cambio del mundo, la globalización, las viejas tesis de McLuhan, las máquinas y la esclavización del hombre moderno. Había muchas cosas que se estaban modificando rápidamente, acordémonos también de la Guerra del Golfo, algo que apunté en la parte final de mi libro Sinfonía del Kaos: “Mi cuerpo se escama y es bombardeado como una ciudad del Golfo Pérsico / Me crecen alas, me crecen plumas y de mi cuerpo se evaporan / colores y perfumes como hermosas mandrágoras / La madrugada abre sus puertas / Un patrullero arrastra el cadáver del tiempo”. Y yo quería entender todo esto racionalmente, pero había mucho ruido entrópico que venía de todos lados. El Perú se enfrentaba a diferentes tipos de pestes en todos los planos, el cólera era una bandera y la poesía se escribía con cólera. La poesía literalmente se cagaba. Así es como nos encontramos con los Poetas del Asfalto en el detritus de una ciudad que le daba la espalda y les escupía en la cara.
8.-Podría mencionar y explicar a grupos o colectivos anteriores a PdA. Coincidencias y diferencias.
Claro que hubo muchos grupos y colectivos anteriores a PdA. Yo fui director de AE2000, una agrupación de poetas que nació en la ANEA del jirón Puno 421, el mismo que tenía su pequeña revista, cuyo título homónimo era una profecía porque no pensábamos que podíamos llegar al año 2000. La situación estaba difícil, eran inicios de los años noventas y ser escritor era ser candidato a ser acusado de “apología al terrorismo” o ser desaparecido y enterrado en alguna de esas más de seis mil fosas comunes cavadas por el propio estado. En esa pequeña revista publiqué varios poemas, uno de esos textos está dedicado a nuestra amiga y compañera de carpeta, la periodista Melissa Alfaro Méndez asesinada con un sobre bomba por miembros de la marina, cuyos criminales confesos están libres.
De hecho, en esos años, hubo varios grupos que aparecían con sus revistas y fanzines, incluso personas solas que te solicitaban textos y los publicaban así nomás, sin mayores preámbulos. Esa era una forma de sobrevivir al tráfago y a la miseria cultural y material de esos años. Acordémonos, también, que no existía internet y todo sucedía en las calles. Se valoraba mucho los espacios físicos, por eso los recitales poéticos eran masivos. Se hizo varias “poetones”, y san Marcos, La Cantuta, La Católica, etc., hervían de poetas, todos escribían, todos pintaban, todos hacían perfomances. Era una forma de celebrar la vida en un momento en que nada valía la pena, quizás un vaso de trago o un poco de humo, anhídrido carbónico para el cerebro, pero, quizás, de ahí, lo más importante era lo que quedaba en el papel o lo que quedaba impregnado en la retina de los amigos o los “expectantes”, la realidad retiniana o “persistencia de la visión” que le llaman (Peter Mark Roget)  y en el cual está basado la cinematografía desde los hermanos Lumière.
9.-Estos sujetos de PdA han sintetizado en la práctica: “punk rock”, “rock subterráneo”, “poética de las sucias kalles” y “prácticas autogestionarias” sin perspectivas lucrativas. Qué nos dice Ud.
Bueno, todo movimiento que se asiente en las prácticas autogestionarias, al margen de las políticas del estado, está gestando un nuevo proceso que, a la larga, debiera desembocar en la forja de una nueva nación. Si el estado no te da nada y tú construyes algo al margen de ese estado, entonces, estás diciendo que tú NO necesitas a ese estado y que ese estado, por lo tanto, no te representa ni merece tus impuestos y, menos, tuobediencia. Algo que escribió Thoreau en su texto La Desobediencia Ciudadana y que lo llevó a negarse a pagar impuestos y, luego, fue recluido en las cárceles de Concord.
Quizás, porque no vemos en macro, esto resulta un poco simplista, es decir, uno publica su fanzine subterráneo o hace música subterránea o crea a partir de lo poco que tiene, pero eso tiene implicancias más profundas que resienten a un sistema putrefacto cada día más alejado de los ciudadanos de a pie y, todavía, más alejado de movimientos undergrounds que, de por sí, son elementos críticos y corrosivos del sistema. Ese arte que, aparentemente, es para disfrutar (al menos para un grupo de personas), en realidad es para combatir. En última instancia, parafraseando a Mallarmé y su visión del libro como arma, recogido también por Bradbury en su Fahrenheit 451: un fanzine, también, es un arma.
10.-¿Qué nos dice de la lírica y el sucio arte de los PdA? Podría hacer menciones específicas y sus proyecciones.
Los PdA son subterráneos, escriben sobre cosas que le suceden ipso facto, las cosas que están sucediendo, sus experiencias vitales, al modo en que el hombre primitivo trazaba sus cacerías de mamuts en alguna cueva de Altamira o de Lascaux. Si uno revisa cualquiera de sus números, va a encontrar textos que le cantan al placer epicureano, a las drogas, al trago, al dios Baco o Dionisio y a la vida libre y sin ataduras de ningún tipo. La lírica trasunta aquí vestigios de la poesía sórdida norteamericana o de criminales, ladrones, junkies, poliadictos o borrachos que escribían con las venas abiertas y sin afeites –ya a veces hasta aburre mencionar al viejo Chinasqui, los simbolistas franceses o gente como Gregory Corso, Pasolini, Jean Genet o Martín Adán–, porque aquí, lo políticamente incorrecto se celebra con pogo, los puños o a las patadas. Eso es lo que lo hace auténtico y único. Los PdA son una radiografía de lo que ocurre debajo de la sociedad en sus estratos más sensibles, ahí donde el amor es una rata que corre a esconderse en una alcantarilla y donde la esperanza es una cucaracha que lame las sobras y la basura de los que todavía tienen basura para dejar en los sucios contenedores de una sociedad hipócrita, mezquina y larvaria.
11.-Qué proyecciones tiene Ybarra para este 2015. Ámbitos poéticos, narrativos, musicales y sus perspectivas ideopolíticas.
Diversos textos que están en compás de espera. Un par de novelas, varios libros de poesía, un ensayo sobre contrapolítica, proto-géneros y lucha confrontacional o la tropopausa literaria, ese lugar donde todos podrían ser felices, apoyándonos en un principio de la hermética y siguiendo los “modelos” planteados por alguien que se podría considerar una charlatana: Conny Méndes, seguidora de madame Blavatstki. O para hacerlo más fácil: una especie de Alicia en el país de las maravillas, pero sin Alicia y sin país de las maravillas. Tengo un ensayo que explica perfectamente esto, ya se los alcanzaré. En música, estamos impulsando a Cirko Terror que nació de una idea en la que yo sería el director de orquesta, el compositor de letra y música, o sea, alguien que iba a estar detrás de bambalinas como un titeretero o un ventrílocuo al modo de un teatro de sombras, pero como siempre faltan brazos para empujar la carreta, he tenido que tomar la batuta y asirme de la guitarra y esto hasta que aparezca la persona o personas indicadas. Además, tengo otros proyectos performáticos o multiperformáticos con participación de otros géneros artísticos o que proceden de otras disciplinas del conocimiento como la mecatrónica, aparte, claro, de seguir colaborando en revistas o dando conferencias o talleres. En este último aspecto, estoy trabajando un taller de robótica y entidades autómatas con la ingeniera Cecilia Carrasco. Vamos a ver si llega a buen puerto.
12.-¿Qué considera que vendrá después de la edición nro. cien de PdA. Ud. ¿Augura o vaticina algún porvenir para esta banda de borrachos, autodidactas, kallejeros, punkdestroyers y sucios antisistema?
No soy pitoniso ni tengo un cronovisor o “tablas me” para mirar el futuro. De hecho, llegar al nro. cien es un hito, un escalón dentro de lo que llamamos resistencia. Pero aquí, como en las barricadas antifascistas de España de los treinta, nadie puede dormirse en sus laureles o creer que ya ha logrado algo. Recordemos que todo se desintegra en el aire (Todo lo sólido se desvanece en el aire, decía el profesor Marshall Berman) y hay que seguir en la brega y enseñar a los jóvenes que otro mundo sí es posible y que lo mejor de todo es que las propuestas de resistencias más valoradas son las que se hacen con las propias manos. Aquí nadie nos ha contado cuentos o habla en tercera persona (y si lo hace, quizás sea solo una licencia), sino que todos ayudamos y conspiramos para que esto ocurriera, sea como sea y luchando contra los molinos y los termocéfalos de la reacción y la represión y los enemigos naturales de los que viven a la intemperie: el hambre, la miseria, el frío, el dolor, etc., etc.
***

13.-Ybarra, qué opina usted del amiste entre Cuba y USA. ¿Crees que el comunismo ya murió o está desfasado?
Cuba y Estados Unidos asisten al entierro de un cadáver, pero ninguno quiere decir quién es el muerto. Lógicamente, después de más de 50 años de luchas y bloqueos, lo que queda ya solo son las cenizas de la guerra fría y ese monumento a la ignominia que es Guantánamo, una ciudad-cárcel ocupada a la fuerza por los yankes y por la que pagaban 5000 dólares de alquiler. De hecho, Cuba ha sufrido una de las peores torturas al desarrollarse al margen de un mundo que, por un lado, se reclamaba de aldea global, integracionista, etc., pero cuyos criterios no querían, ni quieren, aceptar los diferentes tipos de disidencia, incluido el comunismo que después de la caída del muro de Berlín y la URSS ha querido preservar en Cuba al museo de un tiempo en el que todavía se podía luchar en pared contra la opresión institucionalizada, el grupo de Forbes, el club de Bilderberg, los Skulls and Bones y los hijos de puta de los neonazis o los estados terroristas como Israel o el mismo Estados Unidos.
14.-¿Qué opina sobre elegir, en el 2016, entre el moco y la baba en las pútridas elecciones plutócratas que se avecinan?
El Perú funciona como un pequeño muestreo, caldo de cultivo o cobayo de lo que ocurre en el mundo. Considero que el asunto es sistemático, es decir, primero implantas el neoliberalismo salvaje y draconiano, destruyes los currículos escolares y universitarios, promueves el destazamiento mental progresivo vía el mass media: la prensa, radio y la televisión; usas al estado y sus órganos represores como ariete de las transnacionales y, luego, financias a tus candidatos e impones la dictadura de tu pensamiento esclavista. La pregunta no sería por quién vamos a votar sino a quien deberíamos de botar o expectorar. La política es vista como un negociado o como la oportunidad de convertir a un país en un botín o en un animal muerto al que devorar como sea y cuanto antes. Mientras tanto, no existen leyes que castiguen a los políticos, porque ellos –y lo hemos visto en televisión con el señor Bedoya hijo y padre— ven sus “errores” como actos morales criticables desde la sociedad pero no punibles legalmente, cuando, en realidad, deberíamos aplicarles la ley de “traición a la patria”. En ese sentido, el moco y la baba, el cáncer y el sida, la muerte por impacto o seducción, deberían ser rechazados de plano.
15.-¿Es verdad que saldrá la segunda parte de la novela Matagente?
Tengo una propuesta para el plan lector, pero quieren que suavice las muertes de Atoj, personaje principal y antihéroe de MG, y que suprima el acto de pedofilia –reflejo, por cierto, de esta sociedad Jano de dos caras– que aparece en uno de sus capítulos. No obstante, mi intensión es que, de haber segunda edición y/o segunda parte, yo no aboliría nada y lo publicaría tal cual. La moralina y los mojigatos en literatura no sirven de nada, entorpecen la creación y funcionan como en las épocas del Librorum Prohibitorum, la Santa Inquisición, el esquizofrénico de Torquemada etc., porque al fin y al cabo, el escritor escribe y si los encargados de publicar te dicen no, por cuestiones que tienen que ver con la moral y las buenas costumbres, pues, entonces, estamos hablando de vetos y de pensamientos que se abonan desde la religión o algún tipo de miseria intelectiva en un país que es laico solo en teoría y que pretende ser “racional” e “institucional” y “civilizado”.
16.-El fanzine Poetas del Asfalto llegó a cien ediciones. Tú sacaste, hace unos años, un fanzine llamado “Acido: corrosivo literario”. Cuéntanos sobre ese interesante proyecto.
El fanzine “Ácido: Corrosivo Literario” se hizo a tándem con el novelista Carlos Rengifo; acababa el segundo milenio y queríamos dejar una muestra de lo que se hacía en Lima en esos años; así que nos pusimos a trabajar recolectando poemas, textos narrativos, ensayos, etc. En su mayoría, de carácter inédito. Y sacamos un único número bastante voluminoso, un mamotreto en tamaño A4, que se repartió en los centros culturales, bares, universidades, y de mano a mano. No teníamos ningún afán de reclamarnos “directores” o “editores” de nada. Simplemente fue un trabajo, como tantos, que se hacían y se hacen para difundir la cultura en nuestro país y para leernos entre nosotros o con quien quisiera compartir lacreatio. Eso nada más. Nunca hubo ni habrá mayor pretensión en mi persona. Hay que abolir los egos y esto se hace con trabajo y esfuerzo, a veces descomunal, aunque pareciera que, en mi caso, siempre escribo por inercia o que no hago otra cosa y no tengo urgencias crematísticas y, como todo ciudadano de estas urbes babilónicas, tengo que pagar el teléfono, el cable, la luz, la casa etc., y me agencio del poco tiempo que dispongo para escribir. Como ejemplo de esto último, puedo decir que hace poco escribí un ensayo de diez páginas dentro de una combi que iba a Gamarra y lo hice de pie, con el vehículo repleto, y apoyando mi cuaderno Loro contra el pasamanos.  Así es como hicimos nuestro “Acido: corrosivo literario” y, asimismo, es como hacemos “patria”.
17.-Háblanos sobre tus inventos y mejoras de máquinas de la Eolípila de Herón, sobre las máquinas de Orgón y las máquinas que podrían curar del cáncer u otras enfermedades.
Desde hace varios años realizo algunos trabajos de máquinas y diseños, aparte de otros proyectos de subversión textil con intervenciones a afamadas luminarias de la modamainstrean, hecho que fue registrado en revistas especializadas y, contradictoriamente, en 5 páginas de la revista Somos en su número 971. También estoy al tanto de la medicina holística o alternativa, así como la moderna “medicina alemana”. Considero que el conocimiento humano debe emplearse en bienestar del ser humano. Así como hay humanos, ingenieros, médicos, psiquiatras, etc., que se dedican a fabricar máquinas de destrucción masiva o inventar nuevas enfermedades para arrojarlos por los chentrails y satisfacer la voracidad de los laboratorios y empresas farmacéuticas; así, también, hay humanos que se dedican a hacer todo lo contrario. Espero que esto no signifique un aporte a mi ego sino más bien un aporte real a la condición de nuestra especie que se ha dedicado a arrasar con la naturaleza y acabar con el hábitat de todos los seres vivo de este planeta llamado Tierra.
18.-Háblanos sobre tu inclusión en el Instituto Patafísico de Francia.
A veces no sé si existe tal instituto o quizás sea el invento de algún loco o sociópata. Lo cierto es que me escribieron a raíz de unos textos que llegaron por allá, Paris-Francia, gracias a la labor de investigadores y poetas amigos y, de esta forma, me invitaron a pertenecer a tanprestigioso instituto que idolatra a Alfred Jarry y al Ubú Rey. Supongo que esto es algún tipo de “reconocimiento”, aunque yo no me considero tan patafísico ni aplico compulsivamente las “patáforas”. Aparte que descreo totalmente de todas las formas de reconocimiento; para mí, escribir es un acto solitario que empieza y acaba ahí. La lectura, positiva o negativa, de mis textos, por terceros, termina siendo un hecho anecdótico, algo que lo siento tan alejado que, muchas veces, termino hablando de mí mismo en tercera persona. Y, por cierto, pocas veces, o solo cuando estoy frente al televisor, hablo bien de mí mismo.
19.-Cuéntanos sobre la próxima edición internacional del poemario “Sinfonía del Kaos”, corregido y aumentado ad portas de sus 20 años y de ser traducido al inglés y al ruso.
Sinfonía del Kaos fue escrito en 1989 y editado en 1993, yo ni siquiera había cumplido los veinte años, fue un libro que compuse cuando vivía en el centro de Lima y nadie sabía lo que iba a pasar. El nivel de violencia estructural y política había llegado a niveles insospechados y los peruanos se enfrentaban a la diáspora o a la muerte lenta y dolorosa. A veces, pensaba, que lo mejor era que cayera una bomba atómica y nos convirtiera, a todos, en polvo. Quizás eso hubiera sido lo mejor para muchos, especialmente los políticos, los burócratas o los ociosos o lúmpenes. En tanto eso, se podría decir que me desangré en cada poema y que abandoné un cadáver en cada página de esa Sinfonía del Kaos. Lo curioso es que el libro se acabó inmediatamente a pesar del cerrado circuito académico y del lascivo e indigestomainstream poetik que lo trató de ningunear y boicotear. No obstante, es afuera, en el extranjero, donde tuvo y tiene mayor resonancia hasta que me empezaron a escribir desde Alemania, España, Estados Unidos, etc. Y así vinieron las traducciones al ruso por la profesora Valentina Tokoba y al inglés por el profesor Zachary Payne, el mismo que ha traducido a Kloaka y está traduciendo a los poetas de Hora Zero.
20.-¿Ybarra qué piensa de sus enemigos?
No podría pensar nada de quienes no piensan o se mueven por instinto, ladran, gruñen o reptan en el limbo de lo que llaman existencia. No tengo tiempo para cojudeces. Yo solo escribo.
Rodolfo Ybarra.
Estudió matemática pura, física, electrónica y comunicaciones. Ha publicado los poemarios La túnika de Ankou (EA, 1989), Sinfonía del kaos (Ediciones Humo Bajo el Agua, 1993), Vómitos (Editorial Mantaro, 1998), Por la boca, muertos (Editorial Duodeno, 2002), Ruptura de Heje (Editorial Caparazón, 2006), Construcción del Minotauro (Editorial Zignos, 2006), El Estereoscopio 500 (El Lamparero Alucinado, 2009) etc.
En novela ha publicado: Matagente (Temática Editores, 2012), Los Monos con Metralleta (QG Editores, 2012), Secreto de Estado (Arteidea, Grupo Editorial, 2012) y El Veneno de la Geisha (QG Editores, 2013).
En el plano teórico, ha publicado Las armas del escritor (Mastodonte Editores, 2001). En video, ha registrado La decadencia de Lima (1998), Retrovisor (2006) y Omnívoro (2009). En música, aparte de haber compuesto más de una centena de canciones y “artefactos sonoros”, ha tocado con diferentes bandas subterráneas. Ha dirigido también el programa político-cultural de televisión Degeneración, en canal 27 UHF. Ha editado la revista Vía Expresa, El Moscón Rojo, y el fanzine Ácido.
Ha ganado el Premio Nacional de Poesía 500 VL organizado por la Municipalidad de Lima con el libro Carne Humana. Ha participado en diversos espacios académicos, culturales y penitenciarios. Ha participado en diversas antologías y muestras, como La generación de los noventa (Biblioteca Nacional del Perú) y las antologías de los ganadores y finalistas de las Bienales de Poesía “Premio Copé”, etc.
Se dedica actualmente a la docencia y al periodismo.
Desde el 2007 dirige el blog: www.rodolfoybarra.blogspot.com